Sindicales del Cono Sur culpa de la crisis en MERCOSUR al extremismo de algunos países

Logo de Mercosur
MERCOSUR
Actualizado 10/08/2016 2:26:54 CET

CARACAS, 10 Ago. (EUROPA PRESS) -

La Coordinadora de Centrales Sindicales del Cono Sur (CCSCS) ha expresado su consternación ante la reacción de los Gobiernos de Argentina, Brasil y Paraguay ante el traspaso de la presidencia 'pro témpore' del Mercado Común del Sur (MERCOSUR) a Venezuela, movimiento que han tratado de Bloquear, y ha culpado a sus ideologías "extremas" de la crisis institucional que existe en el órgano.

La CCSCS --integrada por centrales sindicales de Argentina, Brasil, Chile, Paraguay y Uruguay-- ha señalado que el "imperio de un ideologismo extremo" en algunos Gobiernos les impide "aplicar un razonamiento conforme al orden jurídico del bloque".

A estos los ha señalado de mostrar "una desmedida premura para excluir a Venezuela, viciar la voluntad integracionista, instalar nuevas hipótesis de conflicto ampliamente superadas e instaurar un modelo de libre mercado conforme a la dinámica de los proyectos comerciales del pacífico, de Europa y Estados Unidos".

Así, en un comunicado de prensa, la Coordinadora se ha opuesto "fuertemente" a lo que ha definido como un "golpe contra el MERCOSUR y contra los pueblos de la región".

En este sentido, apelando a que la CCSCS representa a más de 30 millones de trabajadores, ha solicitado "los movimientos sociales, organizaciones de la sociedad civil, los partidos democráticos que defienden la integración y solidaridad entre nuestros pueblos, los miembros del PARLASUR, las Secretarias Generales de UNASUR y de la OEA" a que no acepten "este retroceso".

"Las consecuencias de un acto ilegítimo como ese tendrán efectos demoledores sobre la integración regional", han advertido desde la Coordinadora. Asimismo, han anunciado que denunciarán "este acto autoritario" en "todos los espacios".

CRISIS EN MERCOSUR

La presidencia temporal del organismo --integrado por Argentina, Brasil, Paraguay, Uruguay y Venezuela y al que próximamente podría unirse Bolivia-- ha provocado una nueva disputa en la región, después de que Paraguay criticara la decisión de Uruguay, último país en presidir MERCOSUR, de ceder la presidencia a Venezuela, tal y como indica el reglamento del bloque.

En una nota oficial el Gobierno de Tabaré Vázquez señaló a Venezuela como su sucesor, subrayando que así lo establece el Tratado de Ouro Preto, que fija un orden alfabético y una duración semestral.

No obstante, el rechazo que encabezan Brasil y Paraguay, y al que se ha sumado también Argentina, ha buscado bloquear el traspaso de la presidencia a Caracas, al constar en los estatutos del MERCOSUR que la presidencia temporal debe contar con el consenso de los socios.