Gül dice que el plan de Annan es "la última oportunidad" para el régimen sirio y pide "que la use sabiamente"

Actualizado 14/04/2012 9:34:02 CET

ESTAMBUL, 14 Abr. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Turquía, Abdulá Gül, ha señalado este viernes que el plan de paz propuesto por el enviado especial conjunto de Naciones Unidas y la Liga Árabe para Siria, Kofi Annan, es "la última oportunidad" para el régimen sirio y que "ha de usarla sabiamente".

Preguntado sobre la posible intervención militar turca en Siria, Gül ha apuntado que "en vista de una crisis tan grande hay muchos escenarios posibles, y todos deben intentar prepararse para lo peor", según ha informado el diario turco 'Today's Zaman'.

"Pero lo más importante es que el éxito del proceso que ya está en marcha es la mejor opción para todas las partes involucradas. Este proceso ha de ser visto como la mejor oportunidad", ha dicho. "Es una gran oportunidad para Siria y para los que gobiernan Siria, y podría ser la última", ha subrayado.

Por otra parte, el presidente turco no ha querido pronunciarse sobre la posibilidad de establecer una "zona tapón" en Siria en vista del masivo éxodo de ciudadanos hacia Turquía y las tensiones militares causadas por los dos ataques contra territorio turco por parte de las fuerzas de seguridad sirias.

El Ejército de Siria perpetró sendos ataques el lunes y el martes contra refugiados sirios cerca de la frontera con Turquía, lo que desató las alarmas en el Gobierno turco.

En consecuencia, el ministro de Exteriores turco, Ahmet Davutoglu, no ha descartado este viernes que Ankara intervenga militarmente en Siria si peligra la seguridad nacional y fracasa la cobertura diplomática de la comunidad internacional.

En conversación con los líderes del G-8, Davutoglu ha avenido que les transmitió su preocupación, ya que tales hechos "trascendieron el límite de lo humanitario" y "constituyen riesgos de seguridad" para Turquía, ante lo cual, ha ahondado, Ankara se reservará "su derecho de tomar las medidas de prevención necesarias en caso de que el apoyo de la comunidad internacional a Turquía fracase".

"Si la seguridad de Turquía es una preocupación, toda opción permanecerá sobre la mesa", ha sostenido Davutoglu, en alusión a las posibles incursiones de guerrilleros del Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK) a través de la frontera con Siria gracias al apoyo del régimen de Damasco. Fuentes del Gobierno turco han asegurado que dicha colaboración entre el PKK y Damasco es muy estrecha debido al viraje político emprendido por Ankara para con Siria por la represión.