El primer ministro tailandés depuesto no regresará voluntariamente al país para enfrentarse a los cargos

Actualizado 26/06/2007 9:03:41 CET

BANGKOK, 26 Jun. (EP/AP) -

El depuesto primer ministros tailandés, Thaksin Shinawatra, no regresará al país para enfrentarse a los cargos de corrupción, a pesar de que las autoridades ordenaran su regreso, debido a que, según explicaron hoy sus abogados, teme por su vida.

La Fiscalía aseguró que intentará que el ex presidente sea extraditado si éste no regresa antes de que se cumpla el plazo dado por la Policía para que viaje a Tailandia antes del viernes, para enfrentarse a los cargos de ocultación de capitales.

"No volverá para responder a los cargos porque le preocupa su seguridad y por otras razones", explicó a AP el abogado y portavoz de facto en Tailandia, Noppadol Pattama.

Mientras, el director general del Departamento de Investigación Especial, Sunai Manomaiudom, aseguró que de no producirse el regreso voluntario de Thaksin, tratarán de que sea extraditado.