Termina la cumbre de la Liga Árabe sin consenso

 

Termina la cumbre de la Liga Árabe sin consenso

Actualizado 29/03/2010 0:11:04 CET

TRÍPOLI, 28 Mar. (Reuters/EP) -

La Liga Árabe concluyó este domingo su cumbre anual de dos días sin llegar a un acuerdo sobre la posibilidad de respaldar las conversaciones de aproximación entre palestinos e israelíes propuestas por Estados Unidos y aplaza la decisión para otra cumbre extraordinaria de la Liga que tendría lugar a lo largo de este año. Tampoco hubo consenso sobre la propuesta de diálogo con Irán, asunto también programado en la agenda de la cumbre.

Tras la reunión, que se ha desarrollado durante el sábado y el domingo en la ciudad libia de Sirte, el secretario de la Liga Árabe, Amr Musa, ofreció una rueda de prensa, donde dio cuenta de la falta de consenso al respecto de la reanudación del diálogo palestino-israelí. "En las próximas semanas tenemos que decidir qué hacer: si continuamos con las negociaciones o adoptamos un cambio de rumbo", declaró Musa.

No obstante, Musa reconoció la urgencia de tomar alguna determinación al respecto y señaló la creciente impaciencia sobre el proceso de paz en Oriente Próximo. En este sentido, el secretario general de la Liga Árabe advirtió de que, si no se observan progresos próximamente, los estados árabes optarán por centrarse en propuestas alternativas para resolver el conflicto.

"No podemos entrar en un círculo vicioso que añadir a los centenares de círculos viciosos previos que nos llevará a otro resultado nulo", señaló Musa. "Estamos hartos", agregó.

El encuentro terminó sin que los asistentes llegaran a un acuerdo en relación a la propuesta del presidente de la Liga Árabe para iniciar conversaciones con Irán acerca de su programa nuclear. En este sentido el ministro de Asuntos Exteriores de Arabia Saudí, el príncipe Saud al Faisal expresó su escepticismo. "No creo que haya llegado el momento en el que podamos ver que Irán ha cambiado su comportamiento hacia los países árabes", afirmó Al Faisal.

Sin declaración final, la cumbre anual de la Liga Árabe terminó de forma abrupta e inesperada incluso para los organizadores, que tuvieron que apresurarse a congregar a los periodistas y a la banda militar de música que debía tocar en la ceremonia de clausura.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies