Un tribunal condena a muerte a 24 personas por el asesinato de cientos de soldados a manos de Estado Islámico

 

Un tribunal condena a muerte a 24 personas por el asesinato de cientos de soldados a manos de Estado Islámico

Actualizado 08/07/2015 16:45:46 CET

BAGDAD, 8 Jul. (Reuters/EP) -

Un tribunal iraquí ha condenado a muerte a 24 personas este miércoles por el asesinato de cientos de soldados principalmente chiíes capturados por milicianos de Estado Islámico durante su ofensiva en el norte de Irak el año pasado.

Hasta 1.700 soldados fueron asesinados tras huir de Camp Speicher, una antigua base militar estadounidense al norte de Tikrit, localidad natal de Sadam Husein, y fueron rodeados por los milicianos islamistas.

Las imágenes de vídeo de soldados siendo fusilados a centenares colgadas en internet por los terroristas se convirtieron en un símbolo de la brutalidad de Estado Islámico y podrían constituir el acto más violento en una década de conflicto en el país.

En un rápido proceso, el tribunal ha dictado las penas de muerte horas después del inicio del juicio este miércoles, en base a lo que un portavoz ha descrito como pruebas contundentes y confesiones de los condenados.

"Hoy el tribunal central penal iraquí ha emitido una condena de muerte contra 24 condenados por la masacre de Speicher", ha indicado Abdul Sattar al Birqdar, portavoz del Consejo Judicial Supremo de Irak.

Según el portavoz, todos los juzgados y condenados este miércoles eran ciudadanos iraquíes. Otros 604 sospechosos buscados en relación con los asesinatos siguen en paradero desconocido, ha añadido.

Tariq Harib, un destacado abogado penalista iraquí que ha asistido a la vista, ha indicado que las sentencias serán remitidas automáticamente a un tribunal superior en el plazo de un mes para su aprobación.

Soldados iraquíes, con el apoyo de las milicias chiíes, reconquistaron Tikrit de manos de Estado Islámico hace tres meses, permitiendo el inicio de las exhumaciones en las doce presuntas fosas comunes que se cree que contienen los cuerpos de los soldados ejecutados.

Las imágenes de vídeo publicadas hace un año mostraban los cuerpos siendo lanzados al cercano río Tigris, lo que sugiere que el balance de muertos definitivo de la matanza de Speicher podría no conocerse nunca.

Muchos familiares de las víctimas acusaron a los líderes militares y a los miembros de las tribus locales suníes de no hacer más para evitar los asesinatos, argumentando que altos cargos dijeron a los hombres que podían abandonar de forma segura Camp Speicher y dirigirse a sus casas en el sur. En lugar de ello, fueron rodeados y posteriormente asesinados.

Desde el Gobierno iraquí, se ha refutado esa versión, afirmando que no había ninguna promesa de seguridad y que los soldados abandonaron su base desarmados pese a que se les había ordenado que se quedaran.

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies