Aprobada una enmienda constitucional que podría impedir que los kurdos obtengan representación parlamentaria

Actualizado 10/05/2007 16:26:19 CET

ESTAMBUL (TURQUIA), 10 May. (del corresponsal de EUROPA PRESS, Ildefonso González) -

El Parlamento turco aprobó hoy una enmienda constitucional que obliga a que los nombres de todos los candidatos independientes a unas elecciones legislativas se incluyan en una misma papeleta, lo que ha sido interpretado por los analistas como un movimiento para impedir la entrada en la Cámara del menor número posible de diputados prokurdos con vistas a los comicios generales anticipados del próximo 22 de julio.

Hasta ahora, el elector depositaba en la urna una papeleta con el nombre de un único candidato independiente. Con el nuevo cambio, todos los independientes irán juntos en una misma papeleta, lo que podría crear confusión en el votante y evitar que seleccionase efectivamente al candidato que desea.

El Parlamento, que apoyó por una abrumadora mayoría esta propuesta del gubernamental Partido de la Justicia y el Desarrollo (AKP), argumenta que el objetivo de dicha enmienda es simplificar el proceso de votación. Sin embargo, resulta cuando menos curioso que la enmienda fuese presentada y votada hoy, unas horas después de que el Partido de la Sociedad Democrática (el prokurdo DTP) anunciase un plan destinado a superar la barrera del 10% para conseguir representación parlamentaria que establecen las leyes turcas.

La idea del DTP es presentar a sus candidatos como independientes y, una vez que asuman sus cargos de diputado, formar un grupo parlamentario que ejercería en la práctica como un partido autónomo. Según sus cálculos, podrían conseguir hasta 37 escaños en 40 provincias. En las elecciones generales de 2002, el DTP obtuvo el 6,2% de las papeletas.

Además, según informó hoy la prensa local, la ex diputada y famosa militante prokurda Leyla Zana, que ha cumplido diez años de cárcel por supuesto apoyo al Partido de los Trabajadores del Kurdistán (el ilegal PKK), podría ser uno de los candidatos independientes que presente el DTP. Incluso se barajaba la posibilidad de que Rakel Dink, la viuda del periodista turco de origen armenio asesinado el pasado enero en Estambul, fuera otra de las candidatas.

Zana fue galardonada con el Premio Sajarov que otorga el Parlamento Europeo en 1995 y fue candidata para el Premio Nobel de la Paz ese mismo año y en 1998. Además, ya fue diputada en la década de 1990 y desató una fuerte polémica cuando intentó prestar su juramento en lengua kurda.

La enmienda constitucional necesita ahora ser aprobada por el actual presidente, Ahmet Necdet Sezer, para que entre en vigor. Según los analistas, Sezer dará su visto bueno en tanto en cuanto es un estrecho aliado de la cúpula militar, cuya principal misión es garantizar la unidad nacional. La Unión Europea (UE), con la que Turquía mantiene negociaciones de adhesión desde octubre de 2005, ha reclamado en repetidas ocasiones a las autoridades de Ankara que eliminen la famosa barrera del 10% y garanticen la representación parlamentaria de todas las fuerzas políticas.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies