UE/Alemania- Merkel defiende la Constitución europea y promete que será uno de los temas clave de la presidencia alemana

Actualizado 11/05/2006 15:00:51 CET

La canciller recuerda a Turquía que debe cumplir con los requisitos para entrar en la UE

BERLIN, 11 May. (EUROPA PRESS) -

La canciller alemana, Angela Merkel, hizo hoy una apasionada defensa de la Constitución europea a la que consideró necesaria para que la Unión Europea pueda tener la "capacidad para actuar", al tiempo que subrayó la importancia de que los ciudadanos conozcan los beneficios que aporta la pertenencia a la UE y recordó a Turquía que la adhesión no es un camino "de un sólo sentido" y que hay que cumplir con los requisitos para entrar.

"Necesitamos una Constitución para garantizar que la Unión Europea es efectiva y tiene la capacidad para actuar", afirmó Merkel, en un discurso ante el Bundestag (Cámara Baja del Parlamento), prometiendo que uno de sus principales objetivos será revitalizar la Constitución, después de que Francia y Países Bajos la rechazaran en sendos referendos el año pasado.

"Quiero la Constitución, el Gobierno alemán quiere la Constitución y creo que la mayoría de este Parlamento también la quiere", opinó Merkel. "Si no se ha tratado antes, pueden estar seguros de que la presidencia alemania (que comenzará el 1 de enero de 2007) se centrará en esta cuestión", prometió, y admitió que es un tema "muy difícil y las posiciones son muy diferentes". No obstante, Merkel se declaró contraria a "avanzar demasiado rápido y volver a ponernos en una situación en la que no podamos avanzar".

"Ahora tenemos que pensar cómo podemos llevar al Tratado (Constitucional) al éxito", opinó la canciller, para quien es necesario que los dirigentes europeos expliquen a sus ciudadanos los beneficios que aporta la Constitución. "Debemos dar prioridad a los ciudadanos" que, afirmó, deben de tener claro que "Europa hace mejores las cosas".

Por otra parte, la líder conservadora alemana consideró que la UE debe definir sus fronteras. En este sentido, se mostró favorable a que Rumanía y Bulgaria se conviertan en miembros de la UE según el calendario previsto, si bien consideró que en el informe que presentará la Comisión Europea la semana pasada sobre sus avances quedará de manifiesto sus carencias. "No ayudamos a los países barriendo sus carencias debajo de la alfombra", aseveró.

En cuanto a los países que desean entrar en el futuro en la UE, la canciller se mostró más dura, recordando que las negociaciones de adhesión no son una carretera de "único sentido" sino que existen unos criterios que hay que cumplir. "Eso vale para Croacia pero también para Turquía", dijo. Merkel se ha mostrado en el pasado contraria a la adhesión de Ankara, defendiendo una asociación privilegiada con este país en lugar de su entrada en la UE.

Durante su discurso, la líder de la CDU defendió las medidas emprendidas por el gobierno de coalición alemán para recudir el déficit presupuestario, así como el Pacto de Estabilidad y Crecimiento de la UE, que exige que los países mantengan su déficit presupuestario por debajo del 3% del PIB. Este pacto, afirmó Merkel, tenía como objetivo tranquilizar a los europeos de que euro era seguro por lo que "no está bien cuando violamos el Pacto de Estabilidad por tercera, cuarta o quinta vez ya que no cumplimos nuestros propios requisitos".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies