La UE avisa a May de que el calendario no se detiene y debe preparar el Brexit

 

La UE avisa a May de que el calendario no se detiene y debe preparar el Brexit

Contador
Jean-Claude Juncker y Donald Tusk en una comparecencia
FRANCOIS LENOIR/REUTERS
Publicado 09/06/2017 17:13:10CET

El bloque confía en que la debilidad de un Gobierno en minoría no lastre el proceso

BRUSELAS, 9 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Unión Europea ha reaccionado este viernes con cautela a la victoria en minoría de la primera ministra, Theresa May, que buscaba con estas elecciones anticipadas ganar apoyos de cara al 'Brexit'; si bien el bloque ha avisado de la urgencia del calendario y le ha apremiado a disponer con celeridad del equipo necesario para empezar cuanto antes a negociar el divorcio.

"No sabemos cuándo empezarán las conversaciones sobre el 'Brexit', pero sabemos cuándo deben acabar. Hagan todo lo posible para evitar un 'no acuerdo' como consecuencia de una 'no negociación'", ha advertido el presidente del Consejo europeo, Donald Tusk, en una primera reacción a través de Twitter.

La pérdida de una mayoría suficiente para gobernar en solitario complica la agenda de Londres y Bruselas, que tenían previsto dar el pistoletazo de salida a las conversaciones el próximo 19 de junio, cuando se cumple un año desde que los británicos votaron en referéndum a favor de abandonar la Unión.

"El calendario que establece el artículo 50 del Tratado de la UE nos deja sin tiempo que perder. Estoy plenamente comprometido a mantener un contacto estrecho y regular a nuestro nivel para facilitar el trabajo a nuestros negociadores", ha indicado más tarde Tusk, en una carta a May para felicitarla por su reelección.

El presidente del Consejo ha aprovechado la misiva para recalcar la urgencia de comenzar las conversaciones y la necesidad de que se produzcan "con el mejor espíritu posible", de cara a lograr el resultado "menos perjudicial" para todos en marzo de 2019.

La Unión Europea recuerda así que los plazos para pactar las condiciones del divorcio no se verán alterados por los tiempos de May, ya que la cuenta atrás de dos años a contar desde el pasado marzo es una obligación legal e irrevocable (si no es por decisión unánime de los Estados miembros).

Ello obliga a Reino Unido a negociar el 'Brexit' a tiempo para que pueda ser ratificado antes del 29 de marzo de 2019, momento en que se dejarán de aplicar de forma automática los Tratados de la UE en suelo británico, independientemente de que se hayan cerrado o no las condiciones del divorcio.

"Las negociaciones del 'Brexit' deberían empezar cuando Reino Unido esté listo", ha indicado el negociador jefe de la UE a 27, Michel Barnier. El excomisario francés ha añadido que "el calendario y las posiciones de la UE están claras" y ha abogado por "unir nuestras mentes para lograr un acuerdo".

Independientemente de cuando arranquen finalmente los contactos formales, May se verá en apenas dos semanas con el resto de jefes de Estado y de Gobierndo de la Unión Europea, en la cumbre que les reunirá en Bruselas los días 22 y 23 de junio.

NEGOCIADOR DEBILITADO

Con todo, y pese a la llamada a la celeridad, Bruselas observa el escenario británico con cierto temor a que la fragilidad del nuevo Gobierno conservador, con el apoyo de los unionistas norirlandeses, condicione y complique el curso de las negociaciones.

"Espero que el resultado de las elecciones no tenga un impacto grave en unas negociaciones que esperamos desesperadamente", ha pedido el jefe del Ejecutivo comunitario, Jean-Claude Juncker, en una rueda de prensa en Praga.

Juncker ha asegurado que la UE a 27 está preparada para iniciar las conversaciones "mañana" mismo y ha confiado en que los comicios británicos no alteren demasiado el calendario.

"Espero que no haya más retrasos", ha insistido, para después pedir que se deje de especular con posibles prórrogas para la desconexión dado que ni siquiera se ha logrado comenzar a negociar.

El presidente del Parlamento Europeo, Antonio Tajani, ha lamentado que se prolongue la "incertidumbre" por la aparente imposibilidad de arrancar las negociaciones en la fecha prevista, ya que entre tanto los derechos de los europeos y otras reivindicaciones de la UE siguen sin poder ser acordados.

"Un socio débil debilita también las negociaciones", ha opinado en la cadena Deutschlandfunk el comisario de Presupuestos, el alemán Günther Oëttinger, para quien los socios "fuertes" son "soberanos, se entienden antes y logran resultados más rápidamente".

También el comisario de Asuntos Económicos, Pierre Moscovici, ha dicho a la radio 'Europa1' que el resultado en Reino Unido coloca a May en una posición "menos sencilla", tendrá consecuencias "en el espíritu" de las negociaciones, pero "no pondrá en duda la apertura de negociaciones".

Moscovici ha pedido que no se interpreten estas elecciones como un "segundo referéndum" y ha recalcado que la campaña se ha centrado en asuntos como la seguridad y lo social, y no tanto en las relaciones con la UE. "El calendario no es un calendario opcional, es jurídico", ha zanjado.

Más directo ha sido el portavoz de la Eurocámara para el 'Brexit', el liberal belga Guy Verhofstadt, para quien la convocatoria de elecciones anticipadas en Reino Unido ha sido un "gol en propia puerta" de la 'premier'.

"De nuevo otro gol en propia puerta, después de Cameron ahora May, hará de unas negociaciones que ya eran complejas algo mucho más complicado", ha escrito en Twitter.

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies