CajaCanarias sella un convenio que permitirá impulsar un proyecto de mejora de la comunicación en niños discapacitados

Actualizado 29/12/2009 15:53:01 CET

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 29 Dic. (EUROPA PRESS) -

La Obra Social y Cultural de CajaCanarias y la Asociación para el desarrollo y la innovación psicosocial Alegranza, que acoge a menores con necesidades educativas especiales, firmaron recientemente un convenio de colaboración que posibilitará el desarrollo de la segunda fase del proyecto 'Comunik-2', iniciado el año pasado por esta Asociación con sede en La Orotava.

Este proyecto, informó la entidad de ahorro, está orientado a facilitar los procesos de comunicación en niños y niñas que se encuentran limitados debido a su discapacidad o enfermedad.

La firma de este convenio, que beneficiará tanto a los menores asociados como a sus familiares, personas de apoyo, profesionales y agentes comunitarios, fue realizada por María Esperanza Esquivel, directora de la Oficina de CajaCanarias en La Vera, y Germano Tango, presidente de Alegranza, en el marco de la convocatoria de ayudas a proyectos sociales que otorga la entidad de ahorro.

El objetivo de esta segunda fase de 'Comunik-2' es consolidar una unidad de apoyo a la comunicación hacia los usuarios del centro, que también pueda ser referente para profesionales y familias con necesidades de asesoramiento. Además, los miembros de Alegranza pretenden conseguir una mayor conciencia y sensibilización social mediante la elaboración de nuevos materiales informativos.

Alegranza comenzó su andadura en el año 2007, con el propósito de conseguir la conciencia y el compromiso necesarios para que los entornos naturales de las personas o colectivos en situación de riesgo o desventaja psicosocial, se conviertan en elementos facilitadores de comunicación, a través de acciones formativas dirigidas a familias y a profesionales, mediante la evaluación de la realidad y la elaboración de materiales específicos con los que mejorar las habilidades sociales de estos niños.