El CERMI pide que se proteja el empleo de los agentes con discapacidad sobrevenida

Comparecencia del presidente del CERMI en el Parlamento de Canarias
CEDIDA
Publicado 27/03/2018 16:39:42CET

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 27 Mar. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI), Luis Cayo Pérez Bueno, ha instado a los grupos políticos del Parlamento de Canarias a legislar de acuerdo con las exigencias de la Convención de Naciones Unidas de Discapacidad respecto de los policías locales que adquieren una discapacidad en el desempeño de su actividad profesional.

En una comparecencia ante la Comisión de Discapacidad de la Cámara autonómica, el representante del CERMI ha pedido a los grupos que en la futura Ley de coordinación de policías locales de Canarias se concilie el empleo de las personas con discapacidad sobrevenida, se busque una legislación ajustada a esa nueva realidad y se transformen las condiciones laborales para intentar que la persona permanezca en el puesto de trabajo.

Luis Cayo Pérez Buenlo ha señalado a los grupos políticos que el tratado internacional, imperativo para el Estado español, proscribe cualquier discriminación o trato desfavorable por razón de discapacidad en el acceso y mantenimiento en el empleo, lo que se extiende también a las fuerzas de seguridad, como las policías autonómicas y locales.

"Por tanto, cualquier legislación autonómica en materia de policía debe atenerse a los principios, valores y mandatos de la Convención de la ONU de 2006, y establecer medidas respetuosas con los agentes que adquieren una discapacidad sobrevenida, a los que se les deberá proporcionar siempre un puesto adecuado a su situación, con los apoyos y ajustes razonables precisos, y nunca ser expulsados o apartados de la carrera profesional por motivos de discapacidad", ha apuntado Pérez Bueno.

El CERMI ha advertido al Parlamento canario que no incurra en los errores de otras comunidades autónomas, como la catalana, que mantienen una legislación discriminatoria para con los agentes en situación de discapacidad, que incluso está denunciada ante la ONU por violar compromisos internacionales de España en materia de derechos humanos.

"Si la regulación canaria se adopta conforme a estos criterios y en diálogo y acuerdo con los representantes de las asociaciones de policías con discapacidad, como AIL-POLD, y de las organizaciones sociales de este sector cívico, como el CERMI, la normativa será una oportunidad para retener el talento y no castigar injustamente por motivos de seguridad", ha aseverado el presidente del CERMI.

Los grupos parlamentarios se han comprometido a tener en cuenta las sugerencias del CERMI, ante una situación que afecta al 10% de la población canaria con discapacidad y que, sólo en la Policía Local, que cuenta con una plantilla de 3.100 agentes, afecta a 310 en las islas.