Detienen a dos jóvenes en la playa de Las Teresitas (Tenerife) que habían robado un coche en Candelaria

Actualizado 18/08/2009 18:38:56 CET

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 18 Ago. (EUROPA PRESS) -

Dos jóvenes de 32 y 22 años fueron detenido por agentes de la Policía Local de Santa Cruz de Tenerife cuando fueron sorprendidos en la playa de Las Teresitas con un vehículo cuya procedencia no supieron explicar y que había sido denunciado en el municipio vecino de Candelaria, según ha informado la Policía Local en un comunicado.

La detención de estas personas y la recuperación del vehículo, un Fiat Cinquecento de color blanco, fue posible gracias a que los agentes actuantes observaron un comportamiento extraño de sus ocupantes. Esta patrulla policial realizaba labores de vigilancia en la playa y decidió interesarse por el vehículo en cuestión. Al detectar la presencia policial, los jóvenes iniciaron la huída pero fueron alcanzados unos 500 metros más adelante, junto al antiguo cementerio de San Andrés.

Los policías realizaron una inspección ocular del coche detectando la existencia de una placa metálica en la zona del contacto del vehículo. El conductor del coche no supo explicar coherentemente la procedencia del mismo ni el mecanismo instalado para mantener encendido el motor del vehículo. El otro joven que le acompañaba no respondió a ninguna de las cuestiones planteadas por los agentes.

SIN PRESENTAR LA DENUNCIA

Una vez detenidos y esposados se revisó el vehículo encontrando un destornillador y una varilla metálica. Los policías comprobaron que el coche no figuraba aún como sustraído, pero lograron localizar al propietario por la documentación existente en el interior del turismo. El dueño comunicó que había aparcado su coche en Candelaria la noche anterior y que acababa de darse cuenta de la sustracción, por lo que todavía no había tenido tiempo de presentar la correspondiente denuncia.

Los detenidos fueron llevados hasta un centro de salud y, desde allí, a las dependencias policiales quedando a disposición de la autoridad judicial pertinente. El coche fue retirado por la grúa al depósito municipal a la espera de que su propietario se personase para llevárselo.