Estibadores consideran que Puerto de Las Palmas es "privilegiado" tras registrar una bajada de actividad del 20%

Actualizado 29/12/2009 15:53:00 CET

Es uno de los únicos 3 puertos españoles que han obtenido beneficios en 2009

LAS PALMAS DE GRAN CANARIA, 29 Dic. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Asociación de Estibadores Portuarios de Las Palmas, Miguel Rodríguez, ha considerado que el Puerto de La Luz y de Las Palmas ha sido un recinto portuario "privilegiado" tras registrar una bajada de la actividad de sólo el 20 por ciento en 2009, mientras otros puertos nacionales han tenido bajadas de hasta el 70 por ciento.

"Ha habido un descenso importante en la cantidad de facturación que se ha hecho este año en comparación con el año pasado. En 2008 se facturó 52 millones de euros, este año han sido 49 millones a fecha de octubre. A pesa de esta disminución, si se compara con los niveles de reducción en el resto de los puertos de España, el Puerto de Las Palmas es uno de los que mejor les ha ido el año junto con Valencia y Algeciras. Son los únicos tres puertos que han tenido beneficios este año", dijo hoy durante una rueda de prensa.

De esta manera, comentó que estos datos positivos se han debido a la situación geográfica de la isla, al precio del petróleo, "que han centrado a Las Palmas como un puerto de avituallamiento de los buques", y finalmente, a la posibilidad de realizar trasbordo de contáiners en el puerto.

Esto ha permitido que la reducción en la facturación del recinto portuario haya sido más moderada que en otros puertos que sólo vivían de las mercancías que se consumían en la ciudad donde está ubicado el puerto. "Esta situación es inmejorable --añadió--. Hemos tenido una reducción total del 20 por ciento, que es una baja importante pero hay que tener en cuenta que hay otros puertos con caídas incluso del 70 por ciento". La media de reducción de actividad en los puertos españoles ha rondado en 2009 ronda entre el 30 y el 40 por ciento.

Además, el Puerto de La Luz ha tenido un incremento del número de pasajes entre cruceristas y no cruceristas --pasajeros que se desplazan entre islas--. A fecha de octubre, se habían transportado 380.000 pasajeros de cruceristas. "Estos son los datos generales del Puerto. Dentro del balance general nacional e incluso europeo, son privilegiados", matizó.

"Estamos --añadió-- en buen posicionamiento para que el año que viene la situación mejore. Hay indicios de que pueda abrirse el interés de nuevo por la naviera Mediterránea para volver incrementar la cantidad total de contáiners en el Puerto, con lo que volveríamos, no a donde estábamos el año pasado, sino por encima. Esto es una muy buena noticia que falta consolidar".

Rodríguez aclaró que esta situación se debe al acuerdo adoptado entre la Autoridad Portuaria y los estibadores en junio, cuando se acordó que se pudiera hacer un incremento en el volumen de contáiners, posibilidad que ya se ha estado hablando, por lo que hizo especial hincapié en que sólo queda consolidar la situación en los primeros tres meses de 2009.

PROYECTOS PARA 2010

Para los estibadores, la principal apuesta en 2010 estará orientada a la formación continua, que ha sido siempre un objetivo prioritario para la ASEP, hasta el punto de que en el nuevo local de la asociación --inaugurado hoy en la Plaza Manuel Becerra, 1 de Las Palmas de Gran Canaria-- los estibadores podrán acceder a sus aulas, así como otras organizaciones y colectivos. Aquí, Rodríguez esperó que la nueva sede se convierta en "el gran despacho social de los trabajadores".

El presidente de la ASEP quiso recordar también al estibador José Antonio Pérez, fallecido el pasado mes de agosto en el Puerto de La Luz con 35 años de edad. El accidente se produjo al caerle encima unas cajas mientras participaba en las tareas de descarga de un barco pesquero de bandera panameña.

Por otra parte, los estibadores entendieron que el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) temporal que afecta a todos los trabajadores es un éxito de los mismos. El pasado 10 de junio se suscribió un acuerdo "histórico" para el Puerto de Las Palmas, que puso punto y final a un largo proceso de negociación entre empresarios y trabajadores.

El acuerdo finalmente adoptado consta de una solicitud de ERE a la autoridad competente y del acta de modificación del convenio colectivo de estiba y desestiba de los puertos de Gran Canaria, así como un acuerdo de garantía. En lo que respecta al ERE, se acordó que fuera temporal, algo que garantiza la disponibilidad de la totalidad de la plantilla durante todo el año y establece que los trabajadores cobrarán el paro en los días de inactividad.