El Gobierno buscará una solución para los que se quedaron fuera de una convocatoria de ayudas para jóvenes agricultores

Publicado 13/03/2017 13:51:27CET

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 13 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Consejería de Agricultura, Ganadería y Pesca del Gobierno de Canarias tratará de buscar una fórmula jurídica para resolver la situación del --asegura-- único joven que se ha quedado fuera de la convocatoria de la línea del Programa de Desarrollo Rural (PDR) 2014-2020, destinada a facilitar un negocio en el sector primario, al no haber registrado su proyecto por error en la página web donde debía llevarse a cabo la tramitación.

Si bien en un principio se hablaba de hasta veinte personas afectadas, el director general de Agricultura, César Martín, ha aclarado en declaraciones a Europa Press que sólo tienen constancia de un solo afectado, con el que hoy lunes se van a reunir, y están tratando de localizar a otros cuatro a los que también se les tramitó toda la documentación pero que tampoco aparecen registrados y conocer cuáles fueron los motivos.

El director general ha lamentado que este joven se haya quedado fuera de la convocatoria por un "error humano". No obstante, ha explicado que fue informado sobre cómo funcionaba todo el proceso en un curso telemático de formación llevado a cabo por la Consejería. En cualquier caso, insistió en que están tratando de buscar una fórmula jurídica para salvar esta situación, pero recuerda que el no haber registrado la solicitud fue un error del joven.

Por otro lado, César Martín niega que todo el proceso haya sido un "caos", pues ha habido "mucho trabajo" e, incluso, se ha tenido que poner personal de refuerzo. Aclara, además, que el único afectado realizó hasta 30 consultas a Gesplan, encargada de facilitar a los jóvenes la elaboración del proyecto empresarial, y recordó que esta convocatoria ha logrado incorporar a 353 jóvenes agricultores y ganaderos, lo que demuestra que el trabajo "se ha hecho bien".

Negó igualmente que Gesplan haya enviado un correo electrónico advirtiendo que no realizarían más de estos planes por un supuesto colapso. En este sentido, el director general precisó que la empresa pública envió un correo informando de que, por operatividad, los planes empresariales debían presentarse antes del 10 de febrero para tener tiempo suficiente para terminarlos, ya que el plazo se cerraba el 1 de marzo.

Por último, ha anunciado que hoy se va a reunir con el afectado y los técnicos para ver si se puede resolver su situación y ver si existe alguna fórmula jurídica. De todas formas, ha dicho que no será fácil y puede provocar un retraso de hasta tres meses, afectando al resto de jóvenes que sí se registraron en tiempo y forma.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies