Loly Luzardo (PP) considera fundamental que el Gobierno central revise y rectifique la ponencia de valores catrastrales

Actualizado 19/05/2008 21:02:35 CET

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 19 May. (EUROPA PRESS) -

La senadora por la Comunidad Autónoma de Canarias por el grupo parlamentario popular, Loly Luzardo, ha traslado a la Cámara Alta la problemática surgida en varios municipios de Lanzarote debido a la ponencia de valores catastrales elaborada por el Ministerio de Economía y Hacienda, a través de la Dirección General del Catastro.

La senadora quiere saber si el Gobierno central tiene previsto modificar los criterios que sustentan dicha ponencia para los municipios de Arrecife, Tías e Ingenio, ante la preocupación que han mostrado las corporaciones locales, los ciudadanos y los empresarios, por considerar que el incremento de valores es desorbitado.

Para Luzardo es fundamental que el Ejecutivo revise y rectifique la ponencia ya que, en algunos casos, se produce un aumento del valor incluso por encima del 300%, "un incremento disparatado, que ejercerá una fuerte presión sobre el bolsillo de los ciudadanos" y que, en muchísimas ocasiones, "no tiene ninguna justificación", según indicó en un comunicado.

SERVICIO DE ADUANAS.

En una segunda pregunta al Ministerio Hacienda, la senadora lanzaroteña ha solicitado que se informe sobre el posible traslado de las dependencias de Aduanas desde el muelle de los Mármoles a las oficinas de la antigua Agencia Tributaria, en el centro de Arrecife. Luzardo recordó que este cambio cuenta con la oposición frontal de la Asociación de Consignatarios y Estibadores de Lanzarote y Fuerteventura, que consideran que el servicio debe mantenerse en el entorno portuario, en el que lleva funcionando correctamente una veintena de años.

Para la senadora del grupo popular, ubicar Aduanas en el centro de la ciudad es hablar "dificultades de desplazamiento, problemas de aparcamiento y pérdidas de tiempo". Asimismo, señaló la importancia de mantener la actual ubicación si se tiene en cuenta que la agencia de aduanas será la encargada de controlar el servicio del futuro Puesto de Inspección Fronteriza (PIF), que se instalará en el puerto de Arrecife.

Con estos elementos, señaló Luzardo, el traslado supone "un paso atrás y un grave atraso" en la prestación del servicio en la isla.