Playas con bandera roja, sin vigilancia y la corriente de retorno, principales peligros para los bañistas

Bandera Roja En Playa Blanca, Yaiza (Lanzarote)
CEDIDA POR AYUNTAMIENTO DE YAIZA - Archivo
Publicado 28/03/2018 11:06:37CET

LAS PALMAS DE GRAN CANARIA, 28 Mar. (EUROPA PRESS) -

No hacer caso a la bandera roja, bañarse en playas que carecen de vigilancia y la corriente de retorno constituyen los principales peligros para el bañista en los diferentes espacios acuáticos, según informa la campaña para la prevención de accidentes acuáticos 'Canarias, 1500 Km de Costa'.

De esta manera, el 80% de los accidentes en el mar se producen por no respetar el color de la bandera. "La bandera roja significa prohibido el baño. Una bandera roja es un semáforo en rojo. No te lo saltes", matizó la plataforma promovida por el periodista Sebastián Quintana y que cuenta con el apoyo del Cabildo de Gran Canaria en un comunicado.

Otra de las circunstancias que genera mayor índice de mortalidad es bañarse en playas sin vigilancia, por lo que desde la iniciativa se advierte de que una playa desierta carece de socorrista y, en ocasiones, de señalización, con lo que si la seguridad del bañista se ve comprometida, no habrá un profesional que le auxilie.

Además, la plataforma recomendó entrar despacio en el agua comprobando la profundidad, evitar las corrientes, nadar siempre en paralelo a la orilla, evitar el baño nocturno y nunca meterse en el agua si se ha consumido bebidas alcohólicas o drogas.

CORRIENTE DE RETORNO

Por otro lado, la corriente de retorno es otro de los principales peligros para el bañista, ya que lo arrastra mar adentro impidiéndole volver a la orilla. "La corriente de retorno puede tener hasta 10 veces la fuerza de un nadador olímpico", explicó 'Canarias, 1500 Km de Costa'.

Por ello, antes de meterte en el agua se recomienda preguntar al socorrista, a pescadores o surfistas que conocen las corrientes de esa playa.

En caso de que se vaya a pescar en puntos de costa de acantilados o zonas rocosas, hay que consultar siempre la previsión meteorológica, el estado del mar y del viento, y asegúrate llevar el equipo necesario que garantice tu seguridad antes de salir de casa.

Asimismo, la plataforma señaló que nunca hay que olvidar que los niños son los más vulnerables al medio acuático. "Sólo hacen falta 27 segundos para que un bebé de doce meses de vida se ahogue", expuso.