San Bartolomé pone en circulación una guía de servicios para intentar que los turistas visiten la villa de Tunte

Actualizado 10/05/2007 14:02:55 CET

San Bartolomé de Tirajana, 10 May. (EUROPA PRESS) -

Que los turistas lleguen hasta Tunte y revitalicen la maltrecha economía de la capital del municipio es una de las asignaturas pendientes del Ayuntamiento de San Bartolomé de Tirajana, que precisamente presentó ayer una guía informativa destinada a incluir la villa en el circuito de ocio ofertado desde la administración a los visitantes del sur de Gran Canaria.

La lista impresa dispone de un callejero para recorrer los 19 sitios de interés histórico y cultural que se detallan en la información, entre ellos el museo etnográfico Casa Los Yánez, los lavaderos y la fuente El Rosal, las Casas Consistoriales, varios miradores, esculturas y viviendas canarias que se encuentran repartidas por el pueblo, el antiguo molino de agua y la nueva bodega Las Tirajanas, que concentra la principal actividad vinícola de la caldera y está pendiente de ser inaugurada.

Y como refuerzo de la iniciativa también se inauguró una oficina de información turística, que servirá para distribuir las guías y orientar a los interesados que ya se hallen en Tunte. Ambas actuaciones se inscriben en el proyecto etnográfico para la Caldera de Tirajana, que es promovido por la Concejalía de Turismo y pretende abarcar toda la zona de medianías hasta llegar a Fataga, según aseguró la responsable del departamento, María del Pino Torres.

Aparte de ofrecer un complemento al turismo de sol y playa basado en la exhibición de las costumbres locales, el otro gran objetivo del proyecto es impulsar el desarrollo económico y social de la comarca mediante la promoción de la actividad tradicional del pueblo, una meta que pasa por convertir los negocios de restauración en un reclamo para los visitantes.

Para ello está previsto organizar reuniones con los empresarios de la zona, que recibirán asesoramiento por parte de asociaciones y profesionales de la gastronomía radicados en el municipio. La oferta actual es bastante limitada, y en la mayoría de los casos se ciñe a productos típicos como la aceituna de mesa o las comidas de cuchara. La guía también ofrece una relación de los servicios existentes en la villa.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies