El balance de reestructuración y reconversión de viñedo en La Rioja arroja una ejecución de 33,7 millones de euros

Actualizado 19/05/2008 15:32:24 CET

El balance de reestructuración y reconversión de viñedo en La Rioja arroja una ejecución de 33,7 millones de euros

Foto de la Noticia
Foto: EP + Ampliar

 

   LOGROÑO, 19 May. (EUROPA PRESS) -

   Las medidas de reestructuración y reconversión de viñedo se han desarrollado en La Rioja desde el año 2000, fecha en la que se activaron desde la Unión Europea. En este periodo, hasta 2008, en un total de ocho campañas, en La Rioja se han ejecutado 33.715.000 euros, que han servido para reestructurar y convertir más de 5.500 hectáreas de viñedo, lo que supone una ayuda media de 6.130 euros por hectárea, según indicó hoy el director general de Política Agraria Comunitaria, Igor Fonseca.

   Esta medida influye efectivamente en el desarrollo del marco vitícola de la Comunidad Autónoma y su objetivo es renovar las plantaciones de viñedo (en el conjunto de Europa) mediante la sustitución de las plantaciones antiguas por otras nuevas en las que se incorpora algún tipo de mejora como el marco de plantación, el tipo de conducción, la sustitución de la variedad por otra más adaptada a la zona de producción, la mejora de condiciones del suelo.

   Las ayudas se pusieron en marcha en el antiguo marco de la OCM vitivinícola, bajo financiación al cien por cien del Fondo Europeo de Garantía Agraria, FEAGA. Ahora con la nueva Organización Común del Mercado, reclamó al Gobierno central que concrete "cuanto antes" la asignación de fondos que destinará a esta medida dentro del programa nacional, así como los criterios de reparto.

   Hasta ahora, dichas ayudas eran concedidas por la Comisión Europea, una vez conocidas las solicitudes de los diferentes Estados Miembros que, posteriormente, procedían a su reparto entre las Comunidades Autónomas según criterios de superficie vitícola, empleo de la destilación voluntaria de vino, presencia de superficies de viñedo con variedades a sustituir, criterio de convergencia, insularidad y compensación con respecto a la asignación inicial en cada campaña.

   La articulación de las medidas dejaba un interesante margen de mejora en la financiación a aquellas regiones que demostraban más eficacia a la hora de gestionar estas ayudas. La Rioja es ejemplo en este sentido, ya que para el mes de junio del ejercicio marco de la ayuda ya había ejecutado los fondos iniciales asignados, pudiendo optar a los fondos adicionales de otros Estados Miembros que no habían sido capaces de ejecutar.

   Así, La Rioja, a lo largo de las ocho campañas en las que ha estado en vigor la mediada, se ha beneficiado (en cinco ocasiones) de la reasignación de fondos no ejecutados por otras Comunidades Autónomas; y (en siete campañas) de la reasignación de fondos no ejecutados por otros estados miembros. En conjunto, desde 2000, La Rioja se ha beneficiado del 18 por ciento más de las ayudas de lo que correspondía según el reparto inicial. Todo ello fruto de una excelente gestión.

   La OCM anterior permitía este tipo de mecanismos de aprovechamiento, pero con la nueva OCM no será así, ya que la medida será financiada por los denominados sobres nacionales, por lo que ya no habrá posibilidades de aprovechar estos fondos sobrantes.

   PAGOS DE LA ÚLTIMA CAMPAÑA

   La última asignación FEAGA correspondiente a 2007-2008 ha sido de 4,2 millones de euros, la asignación más alta de las ocho campañas en total. De esta cantidad, el pasado mes de febrero se efectuó un primer pago de unos 800.000 euros; quedando para el 30 de mayo próximo el pago de otros 2,7 millones de euros, alcanzándose más del 80 por ciento del pago total, un porcentaje exigido para no resultar penalizados en repartos futuros.

   Fonseca indicó que en el conjunto de la aplicación de esta medida, desde 2000, la superficie de viñedo de variedades blancas ha pasado de ser 5.353 hectáreas en 2001 a 2.995 hectáreas en 2007-2008; un 44 por ciento menos. Cerca del 80 por ciento de este cambio en blancas se ha hecho con ayudas. En tintas, sin embargo, la superficie ha pasado de ser 34.393 hectáreas en 2001 a 40.648 en 2007-2008; el 18 por ciento más. Sólo el 60 por ciento de este cambio se ha hecho con ayudas de reconversión.

   Del total de las 5.500 hectáreas que se han beneficiado de las ayudas, 4.220 se han reestructurado (el 76 por ciento) mientras que 1.173 se han reconvertido (el 23,3 por ciento). En cuanto al empleo de fondos, en reestructuración se han empleado el 94,5 por ciento de los fondos, mientras que en reconversión sólo el 5,5 por ciento. La ayuda media en reestructuración ha sido de 6.636 euros por hectárea, mientras que la media en reconversión ha sido más baja, de 1.883 euros por hectárea.

   Los planes de reestructuración y reconversión los presentan los viticultores riojanos a través de las Organizaciones Profesionales Agrarias y de la Federación de Cooperativas. Los planes son presentados cada campaña en el mes de mayo, debiendo el agricultor especificar el calendario de actuaciones que en ellos se plantean.

   El director general de la PAC recordó los importes solicitados en las diferentes campañas, en la 2000-2001: 8,60 millones de euros; 2001-2002, un total de 4,88 millones de euros; 2002-2003: 5,65 millones de euros; 2003-2004: 5,22 millones de euros; 2004-2005: 0,91 millones de euros (solo Hormilla y Santa Engracia); en 2005-2006: en esta campaña no se abrió el periodo de solicitudes de reconversión y reestructuración de viñedo; en 2006-2007: 6,65 millones de euros, mientras que en 2007-2008: 2,52 millones de euros.

   En total, 36,21 millones de euros solicitados, en 4.959 expedientes. Hay que destacar que en estas 8 campañas se ha solicitado plantar 9.831 nuevas hectáreas en La Rioja, mientras que en ese mismo periodo sólo han solicitado ayudas por reestructuración 5.780 hectáreas, cerca del 60 por ciento, por lo que hay un 40 por ciento de las superficies a reestructurar por las que no se solicitan ayudas.

   Las acciones pendientes de ejecución que pertenecen a planes presentados con anterioridad a la campaña 2008-2009 en La Rioja, suponen 1,78 millones de euros. Esta cantidad, junto con la que se vaya a presentar en el presente mes de mayo y futuras campañas, se financiarán con cargo a la nueva OCM.