Cambia Logroño pide a Cs que "exijan la dimisión de Sáinz y Beneite" o "deje caer al Gobierno del PP"

 

Cambia Logroño pide a Cs que "exijan la dimisión de Sáinz y Beneite" o "deje caer al Gobierno del PP"

Peña y Solana, en la rueda de prensa
EUROPA PRESS
Publicado 12/07/2017 14:15:03CET

   LOGROÑO, 12 Jul. (EUROPA PRESS) -

   El portavoz del Grupo Municipal de Cambia Logroño en el Ayuntamiento de la capital riojana, Gonzalo Peña, ha reclamado este miércoles a la representación de Ciudadanos en el Consistorio que "exijan la dimisión" del concejal de Interior, Miguel Sáinz, y del comisario jefe de la Policía Local, Fernando Fernández Beneite, por la "insostenible" situación en la que está el cuerpo "o que dejen caer al Gobierno del PP".

   Peña, junto con su compañera de Grupo, la edil Nieves Solana, ha hablado en rueda de prensa de la reunión, ayer, de la Comisión municipal de Transparencia, en la que comparecieron Sáinz; el director general de Personal, Fernando Barrientos; y el representante del SPPME Daniel González, sobre la ausencia de patrullas de Policía Local en el turno nocturno del primer fin de semana de julio.

   Con respecto a la comparecencia de Miguel Sáinz, Peña ha relatado que el edil explicó que "tuvo conocimiento de los hechos el martes 27, y que llamó al comisario jefe, con quien dice tener contacto diario, y con el resto de la estructura de mando policial", para intentar "realizar las medidas habituales".

   A las preguntas que se le hicieron, en concreto sobre las personas con las que se intentó contactar por teléfono y con las que se pudo realmente contactar, "dijo que desconocía las llamadas que se efectuaron, porque eso depende de la estructura policial".

   Algo que contrasta "con lo que dijo en la rueda de prensa" en la que, en primera instancia, explicó lo ocurrido. "Había capacidad para haber actuado", ha deducido Peña, quien ha criticado que Sáinz "haya intentado derivar la responsabilidad a la estructura policial".

   En cuanto a la comparecencia de Barrientos, ha señalado que "afirmó que nunca se le comunicó que hubiera necesidad de personal para hacer las Resoluciones de Alcaldía necesarias, y, cuando se le preguntó por los plazos de notificación, dijo que se hubiera podido hacer todo lo posible", incluso el mismo viernes.

   Por último, el representante sindical "detalló cada baja médica que se produjo, frente a la criminalización que Miguel Sáinz hizo de los trabajadores públicos". Con todas estas declaraciones, Peña ha señalado que "el comisario jefe conocía todo desde el lunes 26", pero, desde el primer momento, "ya se vio que no se iba a cubrir nada, el jueves dijo que no se iba a cubrir ninguna de las bajas, esto no es lo habitual".

   Así, el portavoz de Cambia ha afirmado que, en este tema, "hay una responsabilidad doble: por un lado, la de Beneite, que dejó sin cubrir el servicio mínimo, sabiéndolo con tiempo; y, por otro, de Miguel Sáinz, como concejal del ramo".

   A ello ha sumado "la muestra que, en la Comisión, dio el PP de cómo entiende la transparencia, la democracia y el respeto", abandonando la reunión "al no ver lícito que compareciera el responsable sindical, cuando lo que se pretendía con ello era contrastar las diferentes versiones de los hechos". "Igual es que lo que iba a explicar no le iba a gustar al PP", se ha preguntado.

   No comparecieron, sin embargo, como ha recordado, el director general de Interior, de vacaciones, "y que ya sabía desde el jueves lo que iba a ocurrir, pero no medió para solucionar nada"; y el propio comisario jefe, de baja, "por dejación de funciones, debería explicar la razón, por ejemplo, para que ese fin de semana precisamente no hiciera horas extra, cuando dispone de ellas alegremente".

   Peña, además, ha reclamado "la obligación de la alcaldesa" de explicar un asunto "grave, no vale con aparecer solamente en millones de fotos, sino que hay que estar cuando vienen mal dadas las cosas, pero en este caso, como ya ocurrió con el CCR o con la Casa del Cuento, Cuca Gamarra se esconde".

   Para la edil Nieves Solana, "el PP dirige el Ayuntamiento como si fuera una empresa privada, con técnicas de desgaste para minar la opinión pública", algo que, a su juicio, se hizo en el caso de las trabajadoras sociales y se está haciendo ahora con Policía Local "diciendo, por ejemplo lo que ganan".

   "Pero esto no es una empresa, es una institución y lo que hay que hacer, con la alcaldesa a la cabeza es sentarse y negociar, porque si hay conflicto, hay una solución", ha finalizado.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies