CERMI-La Rioja recibe la Medalla de Oro de Logroño en reconocimiento a su "trabajo por una ciudad más inclusiva y justa"

Manuela Muro sostiene el galardón, ante Gamarra y Luis Cayo
EUROPA PRESS
Actualizado 05/06/2014 14:04:07 CET

LOGROÑO, 5 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Comité de Entidades con Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI) de La Rioja ha recibido este mediodía la Medalla de Oro de Logroño, en una sesión plenaria extraordinaria del Ayuntamiento de la capital riojana, en la que se ha reconocido el trabajo de la entidad y de las 16 asociaciones que la forman en sus diez años de existencia "por una ciudad más inclusiva, justa y equitativa".

En un acto con gran cantidad de público que representaba a las diferentes asociaciones del CERMI, además de responsables políticos como el consejero de Salud José Ignacio Nieto o el presidente del Parlamento regional, José Ignacio Ceniceros, se ha realizado la entrega del galardón, el máximo que concede la ciudad, y en el que se han vivido momentos de mucha emoción.

En primer lugar, y tras la lectura por el presidente del pleno, Rodolfo Rubio, del acuerdo para la concesión de la Medalla, ha intervenido el presidente del CERMI nacional, Luis Cayo, quien ha afirmado que la entidad riojana "merece" la Medalla, "porque es la casa común de la discapacidad en la región", al tiempo que ha alabado las políticas del Ayuntamiento logroñés en esta materia.

"Son ciudadanos activos y comprometidos, que no se resignan a las circunstancias que les ha tocado vivir, sino que quieren un cambio, y por eso se han asociado. Han pasado ya diez años, han crecido en una sociedad, la riojana, que es muy rica y floreciente en el tema de la discapacidad, y lo han logrado con diálogo, pero también con reivindicación", ha afirmado.

Para Luis Cayo, esta postura colaborativa "ha conseguido que la discapacidad no sea una cuestión de un partido u otro, sino algo transversal, y siempre para que no se retroceda, sino para que estas personas con capacidades diferentes avancen en la inclusión y en la ciudadanía".

Por su parte, Manuela Muro ha agradecido la concesión de la Medalla "en nombre de toda la discapacidad", para la que ha dicho que "es algo muy importante, para las familias que hace tantos años ya nos embarcamos en este proyecto; para los profesionales que trabajan con nosotros; y para las propias personas con discapacidad".

Ha considerado que la Medalla de la ciudad "es otro factor motivador" para seguir trabajando, y ha recalcado que, en estos años, "hemos crecido juntos, y ahora tenemos una ciudad que es el resultado de las voces, los pasos y las miradas de todos sus ciudadanos, también nosotros, que hemos aportado nuestro criterio para construir una ciudad más tolerante e inclusiva". "Estamos orgullosos de decir que somos de Logroño, una ciudad de todos", ha subrayado.

"SOLIDARIDAD, NO COMPASIÓN".

Por último, ha cerrado la sesión extraordinaria la alcaldesa de Logroño, Cuca Gamarra, quien, visiblemente emocionada durante toda su intervención, ha reconocido al CERMI-La Rioja "su trabajo, su esfuerzo y su constancia, por hacer un Logroño más inclusivo, una sociedad más justa y equitativa".

Con este reconocimiento, ha dicho, la Corporación ha querido premiar la labor que las 17 entidades representadas en esta agrupación desarrollan en favor de las 9.500 personas que con algún tipo de discapacidad viven en la ciudad y, en general, de todos los logroñeses.

Porque, como ha señalado la alcaldesa, "gracias a todos los logroñeses diversamente capaces vivimos en una ciudad más humana y cohesionada, su fortaleza y su dignidad nos enseñan que no es la ciudad la que les ayuda sino que son ellos quienes hacen de nuestra ciudad una de las mejores para vivir".

En palabras de Gamarra, "el CERMI, las distintas asociaciones que acoge, nos enseñan una actitud positiva ante la discapacidad, todos somos diferentes y cada uno tenemos unas capacidades distintas, pero todos tenemos los mismos derechos".

Una conquista labrada día a día en los años de trayectoria del CERMI-La Rioja y que ha posibilitado que en Logroño no se haga "política para los discapacitados sino que trabajamos con ellos, porque ellos son los protagonistas de sus propias vidas, esa es la ciudad inclusiva que queremos".

Por estos años de "esfuerzo, tesón y constancia" la alcaldesa ha querido expresamente agradecer a Manuela Muro y a Luis Cayo y con una mención especial a Mariano Otal que desde el 2003 al 2007 fue presidente del CERMI en La Rioja.

Un reconocimiento que ha hecho extensivo a los presidentes de las entidades que componen el Comité y a las personas que a diario trabajan desde ellas. En concreto, en La Rioja sin Barreras, ARDEM, ALCER, FRATER, ARPS, ASPRODEMA, ARFRAX, Futurorioja, ARDACEA, FEAFES-ARFES Pro Salud Mental, FEAPS, ARSIDO, ARPA Autismo, ONCE, Asociación de Sordos, ASPACE y la Asociación Hemofilia.

"Sois un ejemplo para todos los logroñeses -ha declarado Cuca Gamarra- por vuestra labor llena de sensibilidad, compromiso y convicciones". "Personas que conocéis muy bien el recorrido del camino hacia la igualdad de oportunidades y que dáis lo mejor de vosotros mismos, sin bajar la guardia y sin perder la ilusión para lograr la integración total de las personas con discapacidad".

Un objetivo para el que cuentan con el apoyo del Ayuntamiento, que esta mañana ha renovado su compromiso, no olvidado sino incluso reforzado hasta en los peores momentos de coyuntura económica. "Si el carácter de una persona se demuestra en los tiempos de crisis, la humanidad de una ciudad se mide por cómo se ocupa de sus ciudadanos más vulnerables", ha dicho.

Para la primera edil, ha sido de subrayar "el espíritu reivindicativo pero también colaborativo" de la entidad, lo que ha llevado a las política que se desarrollan en Logroño "para ser referencia para otras ciudades", a lo que ha sumado que "nos habeis enseñado que podemos tener diferentes capacidades pero todos tenemos la misma dignidad".

"Todos vamos a necesitar ayuda en algún momento de nuestra vida", ha asegurado la alcaldesa, que ha aprovechado la ocasión para rechazar "cualquier discurso paternalista" sobre la discapacidad, "porque el discurso de la compasión solo responde al miedo a lo diferente".

"Todas las personas con discapacidad esperan no compasión, sino solidaridad. No es la discapacidad lo que hace difícil la vida, sino la indiferencia", ha concluido Cuca Gamarra su intervención, muy emocionada y entre los aplausos de todos los asistentes, tras lo que se ha dado por finalizado el pleno extraordinario.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies