Empleados Públicos dependientes de la AGE exigen apertura de mesas de negociación para mejorar sus condiciones laborales

                 Concentración Empleados Públicos De La AGE
EUROPA PRESS
Publicado 14/06/2018 18:47:09CET

   LOGROÑO, 14 Jun. (EUROPA PRESS) -

   Empleados públicos dependientes de AGE en La Rioja han participado este jueves en una concentración frente a la Delegación de Gobierno de La Rioja para reclamar la apertura de las mesas y negociar la recuperación de los derechos arrebatados y la mejora de las condiciones laborales en este ámbito.

   Así lo ha expresado el portavoz de los sindicatos de la Administración General del Estado (AGE), UGT, CCOO y CSIF, Luis Arnedo, quien ha recordado, además, que en estos últimos años "hemos asistido a una de las más graves campañas de deslegitimación de los servicios y del empleo público bajo el falso mensaje de que resultan insuficientes, costosos y anacrónicos en un entorno de creciente crisis donde las recetas aplicadas de forma reiterada (recortes) han demostrado lo infructuoso de su resultado, con efectos muy negativos para la ciudadanía y el estado de bienestar".

   En concreto, Luis Arnedo ha recordado que dichas protestas, conjuntas de los tres sindicatos, pretenden exigir, entre otras reivindicaciones, un aumento salarial de 200 euros de forma lineal y unos 100 euros para la carrera profesional. También piden un incremento lineal para todo el personal de la AGE, que sitúe el salario mínimo en 1.200 euros, una dotación presupuestaria para iniciar el establecimiento de un primer tramo de carrera horizontal y una homologación inmediata de las retribuciones del personal laboral con respecto a las retribuciones mínimas de los grupos de personal funcionario.

   También exigen que se reabran las mesas de negociación del IV convenio colectivo de personal laboral y del desarrollo del estatuto del empleado público así como que los empleados públicos "podamos tener acceso a la jubilación parcial anticipada" y, sobre todo, "un mayor empleo público porque en los últimos años se han perdido miles de empleos en la administración" porque "se reponen las bajas puras, las que se producen por jubilación o deceso, pero la administración tiene un déficit de empleados público muy grande y con edad muy alta".

   Todo ello se suma al escrito que este miércoles entregaron en la Delegación de Gobierno con sus reivindicaciones. De él se desprende que las condiciones laborales de los empleados públicos "no han sido ajenos a las políticas de los recortes. En concreto, desde 2010, con el Gobierno de Zapatero y, muy especialmente desde la Ley 2/2012 de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera del Gobierno del PP, además de las leyes de presupuestos año tras año, se han perdido cerca de 350.000 puestos de trabajo, se han recortado y posteriormente congelado salarios y se han eliminado derechos conquistados en materias tan sensibles como jornadas, conciliación, igualdad, salud laboral, formación o acción social".

   Todo ello "vulnera reiteradamente el derecho efectivo a la negociación colectiva reconocido así en el Estatuto Básico del Empleado Público y en la propia Constitución".

   Situaciones que han generado "negativas consecuencias" sobre los derechos individuales y colectivos de los empleados públicos de la AGE, "degradando aún más los niveles de estabilidad, volumen y calidad de empleo".

   Los sindicatos firmantes consideran "imprescindible" abordar de manera inmediata y urgente la negociación en la Mesa General de Negociación de la Administración del Estado de la OEP-2018 para recuperar empleo público neto, la eliminación de los descuentos por Incapacidad Temporal (IT), la recuperación del carácter máximo de la Jornada Laboral o el desarrollo de la jubilación parcial, entre otras materias.

   Además, exigen el desbloqueo de la negociación del IV Convenio Único de la AGE y el desarrollo del estatuto básico del Empleado Público.

   La defensa de los derechos de los empleados públicos, finaliza el comunicado, "es una prioridad no solo por el derecho que les asiste sino también por la necesidad de reforzar los servicios públicos por cuanto supone para la mejora de la calidad de vida de la ciudadanía, en términos de igualdad y cohesión social".

Contador