La Policía Local recibirá formación específica en comunicación y trato con el ciudadano y ordenanzas municipales

Policía local del Ayuntamiento de Toledo
AYUNTAMIENTO DE TOLEDO/EP
Actualizado 17/12/2013 20:59:03 CET

LOGROÑO, 6 Sep. (EUROPA PRESS) -

La Policía Local de Logroño recibirá formación específica en comunicación y trato con el ciudadano y ordenanzas municipales, tal como han avanzado este viernes el concejal de Interior, Miguel Sáinz, junto con el Comisario Jefe del cuerpo, Fernando Fernández Beneite. El curso se desarrollará en el último trimestre del año.

Sáinz ha señalado que "lo novedoso es que por primera vez, desde los años 90, el curso se impartirá a la práctica totalidad de la plantilla, es decir, a más de 150 agentes de las unidades de Policía de Barrio, Tráfico y Seguridad Ciudadana".

Este es el primer curso que se imparte al grueso de la plantilla en los últimos años y es que "el equipo de Gobierno considera la formación como un elemento clave y esencial para la mejora de la Policía Local: a más formación y reciclaje, mayor capacitación del Policía Local y mejora del servicio prestado al ciudadano".

El edil ha incidido en que la formación había quedado relegada a un segundo plano durante los últimos años, ya que "sólo las unidades especializadas y de menor dimensión han recibido cursos de carácter obligatorio".

Ha recordado, en este sentido, que "los agentes disponían y disponen de un crédito personal de 15 ahoras anuales para voluntariamente y con autorización de la Jefatura acudir a cursos de interés policial, pero no se les venía impartiendo un curso con carácter obligatorio y que será computado a efectos de jornada laboral como éste".

Por ello, "y por la importancia de los contenidos escogidos, esenciales para un policía local", como la atención al ciudadano y la aplicación de ordenanzas municipales, este curso "marca un punto y aparte en la formación de la Policía Local, que tendrá su continuidad el año que viene con otro curso también para toda la plantilla sobre tráfico y seguridad vial".

En concreto se trata de un curso formativo, que se estructura en dos partes, una de ellas centrada en el trato y comunicación con el ciudadano y otra en la aplicación de las ordenanzas municipales.

"El trato dispensado al ciudadano es en general correcto y adecuado, y también como todo, mejorable", ha señalado Miguel Sáinz, "no se trata sólo de mejorar el trato y atención al ciudadano, sino de dar un paso más para comunicar e interactuar con el vecino".

CONTENIDOS.

Para mejorar en este sentido en el curso se refrescarán técnicas como la importancia del lenguaje verbal (de la palabra y el tono), el uso del lenguaje corporal (el saludo, el manejo de las distancias), la capacidad de empatía (el ponerse en lugar del ciudadano) o las técnicas de intervención progresiva o gradual en situaciones complejas o de tensión (que van desde un accidente a una multa).

Pero, además, se introducirán nuevos conceptos inculcando a los agentes una "actitud proactiva", un policía que busca el contacto con el ciudadano, que le escucha y comunica interactuando con cada vecino, con el comerciante, con la asociación, "en un nuevo contexto, el de la Policía de Barrio", una parte del curso que será impartida por el Comisario Jefe de Policía Local.

En la parte relativa a las ordenanzas municipales se abordarán todas aquellas que afectan al trabajo diario de los policías locales en la calle: estacionamiento de la ORA, carga y descarga, quioscos y terrazas, convivencia ciudadana, animales, limpieza, organización del Ayuntamiento, medio ambiente y ruidos, actividades comerciales, venta de periódicos, publicidad, vados y zonas verdes.

Este curso será impartido por los funcionarios municipales especialistas en cada una de las materias. El curso tiene una duración de 15 horas y se celebrarán diez ediciones del mismo. Se impartirá por las mañanas durante cinco semanas comprendidas entre primeros de octubre y mediados de noviembre. Cada edición dura dos mañanas y media.