El PSOE denuncia que el precio de los pisos y la falta de VPO favorecen la emigración de Logroño a otros pueblos

Actualizado 10/07/2006 16:16:01 CET

LOGROÑO, 10 Jul. (EUROPA PRESS) -

El concejal del POSE Vicente Urquía denunció hoy que el precio de la vivienda y la falta de oferta de viviendas de protección oficial son las razones por las que "son más los logroñeses que se trasladan a vivir a los pueblos de La Rioja, que los que vienen a la capital".

Así se desprende de un estudio elaborado por el Grupo Municipal Socialista sobre los movimientos de población en el año 2005 en Logroño, que Urquía dio a conocer esta mañana.

De acuerdo con los datos de este informe, "en Logroño acogemos a gente de edad avanzada que vive en Calahorra, Arnedo, Nájera, Haro, Santo Domingo y en pueblos pequeños y que buscan mejores servicios", según desgranó Urquía.

Pero, por otro lado, los logroñeses dejan la capital "en busca de pisos más asequibles" hacia Fuenmayor, Navarrete, Nalda, Albelda, Alberite, Lardero y Villamediana. El concejal especificó que "en los últimos cuatro años, la diferencia de los que han venido y los que se han marchado en Villamediana rondan los 1.300 y en Lardero son casi 1.400".

Por otra parte, Urquía explicó que, si se estudia la evolución de la población logroñesa por distritos, se comprueba que "Logroño sigue perdiendo población en el Casco Antiguo, pierde también en el centro, mantiene en el este y sufre un fuerte aumento hacia el sur y el oeste".

El concejal denunció la necesidad de potenciar el Casco Antiguo invirtiendo en vivienda porque la "locomotora que necesita esta zona es población de día y de noche".

Además, insistió en que la zona centro pierde población porque muchos edificios situados entre las calles Gran Vía y Duques de Nájera están "deteriorados", frente a lo que Urquía pidió una "política de rehabilitación" que evite "vacíos en el centro de la ciudad".

Por último, el edil socialista se refirió a la cifra de inmigrantes en la capital logroñesa que, en sus palabras, es "por lo que incrementa la población de Logroño y de La Rioja, ya que el crecimiento vegetativo es muy pequeño".

Además, el concejal corrigió las declaraciones de la concejala de Economía, Mar San Martín, del pasado 14 de junio, en las que dijo que la cifra de inmigrantes en Logroño a fecha de 1 de enero era de 18.156 personas.

Por contra, el concejal explicó que "dado que los inmigrantes tenían la obligación de renovar su empadronamiento hasta el 31 de marzo de 2006, un importante número de inmigrantes se dieron de baja, por lo que la población de inmigrantes a efectos del INE se ha quedado en 16.276".

Así, "la población total de Logroño, cuando se publiquen las cifras oficiales, bajará de 147.182 a 145.302 personas", concluyó el concejal socialista.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies