PSOE pide al PP de Logroño "que sea valiente y se comprometa con los ciudadanos para decir no a la reapertura de Garoña"

Concha Arribas
EUROPA PRESS
Actualizado 27/06/2014 12:42:49 CET

LOGROÑO, 27 Jun. (EUROPA PRESS) -

La concejal del PSOE, Concha Arribas, ha pedido al PP de Logroño "que sea valiente" y se "comprometa con los ciudadanos" para decir "un no rotundo" a la reapertura de la Central Nuclear de Garoña.

Arribas ha realizado estas declaraciones durante una comparecencia de prensa en el Ayuntamiento de Logroño en donde ha indicado que el PP "debe comprometerse con la energía limpia y con las iniciativas ciudadanas que piden que el cierre de la central sea ya una realidad".

La concejal socialista ha continuado explicando que Garoña se encuentra a escasos 50 kilómetros de Logroño y tiene "el orden de cierre desde el pasado 6 de julio de 2013" por lo que "lleva un año paralizada". Durante su cierre, se elaboró una alternativa para la zona y para los trabajadores que desempeñaban allí su labor y hoy, un año después, "no tenemos nada, ni central abierta, ni plan alternativo ni trabajo para la gente".

Una situación a la que, según la socialista, se ha llegado porque "ha habido un cambio total dentro del PP". Un cambio que comienza en el 2012 "cuando el ministro Soria indica que la central nuclear está agotada y es inviable su reapertura".

Según Arribas, allí "hubo un cambio" porque días después el Gobierno del PP a nivel de Madrid "estableció la Ley de Medidas Fiscales para la Sostenibilidad en donde se eximía del pago del impuesto sobre producciones de combustible nuclear gastado en residuos radiactivos a la central nuclear". Además, "les regaló 150 millones de euros".

Éste es "el primer chantaje" que ha conllevado "a una situación de tensión entre los dueños de la empresa NUCLENOR (Iberdrola y Endesa) y el Gobierno".

"El Gobierno ha regalado ese dinero y aún así los dueños de Garoña no piden la reapertura" porque "es la central más antigua, la más pequeña y genera solo el 1,3 por ciento de la electricidad del país" pero "es rentable" ya que "sus dueños ganaban 30 millones de euros al año después de impuestos".

Sin embargo, ha añadido, la mantienen cerrada porque "el problema de Fukushima hace que haya elementos de seguridad añadidos que tienen que tener en cuenta las centrales nucleares" y la CHE "pide unas condiciones especiales con respecto al agua que se vierte al Ebro".

Además, ha recordado, Garoña "tiene ya en el momento de su cierre cumplidos los 30 años" pero "en la segunda fase de este chantaje NUCLENOR sigue presionando al Gobierno".

A todo ello se suma la nueva normativa que el Gobierno de España ha realizado y "que posibilita que la empresa solicite una prórroga de 17 años cuando lo lógico, y en Europa así se ha hecho, son diez". Todo para llegar a que "la central nuclear camine hasta los sesenta años".

Ante esta situación, Europa "se hecha las manos a la cabeza" porque "lo que quieren hacer las eléctricas es que en una Ley aparezca la posibilidad de que las centrales nucleares vivan 60 años, no tanto por Garoña, sino por el resto de las centrales nucleares porque son muy rentables". Así, ha indicado, "nos encontramos en una situación de incertidumbre, de presiones y chantajes".

Con todo ello, la concejal socialista ha indicado que el PP "no tiene criterio positivo con respecto a la energía nuclear" ya que "está a favor de la reapertura y facilita legalmente la prórroga hasta 60 años de las centrales nucleares" cuando "no hay en Europa ninguna que tenga más de 45".

En esta "maniobra de distracción", el Gobierno de Madrid "posibilita todos los recursos legales para que la decisión quede en manos de NUCLENOR". Así, ha especificado, "ganan las empresas y pierden los ciudadanos".

Nuestro Gobierno "no defiende ni a los ciudadanos, ni a la seguridad, ni protege el medio ambiente". Ante esta situación, el PSOE que ha abogado "siempre por las energías saludables, limpias y responsables" le pide al PP de Logroño "que atienda a los ciudadanos, que escuche y que no sea dogmático e inamovible y que le diga al Gobierno de España que no den las posibilidades para que se abra Garoña por el peligro que supone para los logroñeses".