Salud da 203.500 euros a Donantes de Sangre para campañas de captación de antiguos y nuevos colaboradores

Actualizado 20/07/2010 16:06:05 CET

En lo que va de 2010, se han obtenido ya 6.361 donaciones y se han regsitrado 798 donantes nuevos

LOGROÑO, 20 Jul. (EUROPA PRESS) -

La Consejería de Salud dará este año más de 203.500 euros a la Asociación de Donantes de Sangre de La Rioja para realizar, sobre todo, campañas de captación de nuevos donantes, de recaptación de antiguos, tanto lo que no hayan realizado donaciones en los últimos tres años, y para el mantenimiento de los donantes incorporados en los dos últimos años.

El consejero de Salud, José Ignacio Nieto, y el presidente de la Asociación de Donantes de Sangre de La Rioja, Julio Rodrigo, han firmado esta el convenio por el que el Gobierno riojano financiará, con 203.540 euros, el desarrollo de los programas y actividades de este colectivo, con el objetivo general de promocionar la donación de sangre en la Comunidad Autónoma.

Según ha recalcado Nieto, "es uno más de los convenios que firmamos anualmente, pero este tiene un carácter especial, por la participación altruista de los ciudadanos, que permite conseguir el 'oro rojo', indispensable para algunas actividades sanitarias, pero, especialmente, para salvar muchas vidas".

El consejero ha destacado que, con el fin de conseguir más donantes de sangre, la Asociación propone "un programa muy interesante", para la recaptación de donantes conocidos que no han efectuado donaciones en los últimos tres años.

A ello se suma un plan de fidelización de los donantes nuevos de los dos últimos años "porque es importante que haya nuevos donantes, pero también mantener a los que ya lo son".

Igualmente, la entidad desarrollará otras actividades como la organización del Día Mundial del Donante de Sangre, el agradecimiento social a los donantes y la entrega de medallas y diplomas a los donantes destacados, la Valvanerada, la Pequeval, Logrostock, La salud en positivo, la campaña promocional específica de radio "Apúntate a donar", y otros, para cuyos actos contará con el apoyo de la Consejería de Salud.

El convenio, en definitiva, "estrechará" la colaboración entre la Consejería de Salud y la Asociación de Donantes de Sangre de La Rioja, poniendo a su disposición recursos humanos y materiales, y coordinando las actuaciones encaminadas a la captación de nuevos donantes de sangre.

Por su parte, la asociación colaborará con el área de promoción de la Consejería de Salud de La Rioja en la organización de las campañas de promoción que se consideren necesarias y adecuadas con la promoción en general.

Para ello, la asociación documentará la relación de colaboradores activos en los distintos municipios de La Rioja e identificará a posibles colaboradores en las localidades donde no existen.

Asimismo, la asociación deberá evaluar los lugares de donación y los locales de refrigerio en los distintos ayuntamientos y proponer nuevos, además de proponer nuevas colectas dirigidas a diferentes colectivos.

En materia de divulgación, la asociación deberá también proponer acciones promocionales o campañas divulgativas en medios de comunicación, además de colaborar y distribuir material promocional.

También elaborarán un díptico informativo para su distribución entre los donantes, con el fin de incentivar su integración como miembro de la asociación y propondrán un modelo de cartelería mediante concurso de ideas entre jóvenes.

DONACIÓN DE SANGRE EN LA RIOJA.

Nieto ha detallado que "en La Rioja, se cubren todas sus necesidades con las donaciones realizadas por sus ciudadanos". De este modo, en lo que llevamos de 2010, se han obtenido 6.361 donaciones y se han registrado 798 donantes nuevos.

Esta cifra, para el consejero, "lo que hace prever que éste será un año excelente para la donación de sangre en La Rioja, nos animan a seguir trabajando por superar la cifra del año pasado". Durante el año 2009, se obtuvieron 11.923 donaciones.

CENTRO DE TRANSFUSIÓN DE LA RIOJA.

Por otro lado, Nieto ha afirmado que "la comunidad es autosuficiente en donaciones de sangre, gracias a una mejor utilización de la sangre donada, por las técnicas que se emplean en la gestión de la misma", en el Centro de Transfusión de La Rioja".

Ha apuntado que "estas novedosas técnicas aumentan la seguridad en la extracción y en el tratamiento de la sangre, además de permitir aprovechar mucho más la sangre que se recibe, situando el Centro de Transfusión de La Rioja a la cabeza de los bancos de sangre del país".

El Centro de Transfusión dispone "de más espacio desde su ubicación en el Hospital San Pedro, lo que ha permitido crear áreas más adecuadas para donantes y profesionales, como áreas de entrevista a los donantes, extracción de la sangre, nuevo laboratorio con equipos de última generación, así como zonas independientes para la preparación y conservación de los distintos componentes sanguíneos".

A ello ha sumado que "el centro dispone, además, de aplicaciones informáticas que garantizan la plena trazabilidad desde la selección del donante hasta la transfusión a los receptores".

Además, la disponibilidad de espacio ha favorecido la implantación de importantes novedades. Así, el Centro de Transfusión de La Rioja incorporó una nueva técnica que permite aumentar la vida útil de las plaquetas de 5 a 7 días (un 40% más), "lo que representa un importante avance en la gestión de un recurso tan estratégico y escaso que se emplea para el tratamiento de hemorragias y enfermedades como las leucemias o el tratamiento del cáncer".

Por otro lado, el Centro de Transfusión riojano ha desarrollado un "ambicioso" programa de autotransfusión que consiste en extraer sangre del propio paciente, sin necesidad de utilizar sangre de donaciones homólogas, para su posterior transfusión durante su intervención quirúrgica o periodo postoperatorio, pudiendo obtener entre una y tres unidades de glóbulos rojos.

Existe otra novedosa técnica que permite la elaboración de factor de crecimiento plaquetar o cola de plaquetas, tras la extracción de sangre del propio paciente, para su aplicación durante el acto quirúrgico facilitando con ello la regeneración de tejidos óseos, tendinosos.

Este tipo de actuaciones, unidas a la puesta en marcha de programas de aféresis, técnicas de biología molecular para detectar rápidamente virus como hepatitis B y C y el VIH en muestra individual o técnicas de control microbiológico de todas las plaquetas antes de su transfusión, hacen del centro riojano un ejemplo en el aprovechamiento de la sangre donada y sus componentes, reduciendo también el riesgo de transmisión de enfermedades infecciosas.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies