Sanz afirma que reactivar la marca 'Viñedos de España' es un "ataque frontal a intereses del sector riojano"

 

Sanz afirma que reactivar la marca 'Viñedos de España' es un "ataque frontal a intereses del sector riojano"

Actualizado 20/07/2009 15:32:04 CET

El presidente riojano anuncia alegaciones a la Orden y que "movilizará" al sector en contra de esta medida

LOGROÑO, 20 Jul. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Gobierno de La Rioja, Pedro Sanz, afirmó hoy que el intento del Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino de reactivar la marca 'Viñedos de España', es un "ataque frontal a los intereses del sector riojano".

El jefe del Ejecutivo riojano, en una comparecencia de prensa, indicó que la intención ya fue desestimada por la justicia en su momento y que suponía un "ataque y una competencia desleal a los vinos de calidad, con el respaldo del Ejecutivo central". Esta decisión es considerada "un nuevo ataque al vino de Rioja", reiteró Sanz.

Para el presidente se trata de un hecho "muy grave" para Denominaciones de Origen como la Calificada 'Rioja', ha vuelto a ponerse encima de la mesa por los responsables ministeriales. Y se ha hecho con "tal urgencia" que las Comunidades Autónomas una vez recibida la comunicación de su puesta en marcha, en forma de borrador de orden (el pasado día 14 de julio en el caso de La Rioja, vía fax), tan sólo disponen de un limitado plazo de 7 días para presentar las pertinentes alegaciones.

ANTECEDENTES

Sanz recordó que la Federación Española del Vino, el 15 de marzo de 2006, propuso al Ministerio el reconocimiento de una Indicación Geográfica Protegida (IGP) que sirviese como vehículo para la venta de vinos de mesa en el exterior, con el respaldo y aval de la marca 'España', lo que fue radicalmente rechazado por las Denominaciones de Origen. Meses después, el 27 de julio de 2006, surge la marca 'Viñedos de España' mediante Orden Ministerial, reconocida y regulada como IGP.

Ante ello, el Gobierno de La Rioja recurrió a la Audiencia Nacional la creación de esta marca el 4 de octubre de 2006, al considerarla 'competencia desleal' frente a la garantía ofrecida por las Denominaciones de Origen y por la confusión a la que inducía la utilización del término 'España' en relación a su representatividad general.

La Audiencia Nacional, a raíz del recurso de la Comunidad Autónoma de La Rioja, anuló el 24 de julio de 2008 la Orden que regulaba la IGP 'Viñedos de España', principalmente en base a criterios de forma, sin necesidad siquiera de valorar otras cuestiones de fondo, por la "irregular tramitación administrativa del documento y por la inexistencia de documentos imprescindibles como el estudio económico, el informe de Administraciones Públicas exigido por Ley 50/1997 al afectar a la distribución de competencias de las Comunidades Autónomas; y otras infracciones como la no acreditación y justificación de la denominación propuesta como fundamento de la delimitación geográfica (Ley 24/2003)".

Después una vez conocido el contenido de esta sentencia, el Ministerio recurrió la misma ante el Tribunal Supremo (situación vigente en la actualidad).

Ahora, ante una muestra de "chulería y prepotencia" del Ministerio, el Gobierno riojano se ha puesto a trabajar inmediatamente en defensa de los vinos de calidad y de las Denominaciones de Origen, sobre todo por el valor representativo que 'Rioja' tiene como imagen de los vinos de calidad españoles.

Así, se rechaza frontalmente el nuevo intento del Ministerio por sacar adelante esta nueva Orden, que busca sortear los criterios por los que vía judicial fue desestimada su legitimidad según sentencia de la Audiencia Nacional y diferentes comunicaciones de la Comisión Europea.

"PANDA CONTRA FERRARI"

Para Sanz, con esta medida es como si "para correr una carrera de la calidad, unos van en Ferrari y otros en Panda, pero el del Panda quiere pincharle las ruedas al del Ferrari y hacerle trampas".

De cualquier forma, el primer paso adoptado ha sido la preparación de las pertinentes alegaciones al proyecto de Orden. Además "movilizará" al sector en contra de esta medida, así como a las Denominaciones de Origen.

Sanz recordó que el Gobierno de La Rioja es depositario de la voluntad del sector y por ello se reunirá mañana mismo con las Organizaciones Profesionales Agrarias con el fin de formalizar un documento que se trasladará inmediatamente al Ministerio con las conclusiones de dicho encuentro.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies