Ahora Madrid mantiene “posición consensuada” sobre las resoluciones de la ONU y rechaza “uso partidista” de DD.HH.

Nacho Murgui y Rita Maestre
AYUNTAMIENTO DE MADRID
Actualizado 31/03/2017 17:02:36 CET

Los veinte concejales de Ahora Madrid están "unidos de manera firme" alrededor de Manuela Carmena

MADRID, 31 Mar. (EUROPA PRESS) -

El grupo municipal de Ahora Madrid no tiene disciplina de voto pero sí una "posición consensuada" sobre las resoluciones de la ONU y un rechazo al "uso partidista" de los derechos humanos, ha declarado a la prensa la portavoz del Gobierno, Rita Maestre, tras la reunión que el grupo ha celebrado esta mañana, desde las 11 hasta las 13 horas aproximadamente.

Maestre ha enmarcado esta reunión dentro de la tónica habitual ya que se producen cada dos semanas, tres a más tardar. En esta ocasión ha tenido lugar tras los plenos en los que se ha manifestado la disparidad en el sentido del voto de los concejales de Ahora Madrid, con los derechos humanos como telón de fondo.

"Estamos convencidos de que no se puede usar esta cuestión para hacer crítica política cotidianamente. Nuestro compromiso es el de acatar las resoluciones de la ONU y no usar las violaciones de los derechos humanos para lanzarlas de un lado a otro del espectro político", ha manifestado en una convocatoria de prensa urgente ante la expectación mediática generada por la reunión.

Los derechos humanos "no pueden usarse como un arma arrojadiza entre los partidos", ha declarado Maestre tras ser analizado el Pleno de esta semana con el grupo de concejales, sesión en la que los votos de PP, Ciudadanos y PSOE instaron a la regidora a retirar al tercer teniente de alcalde, Mauricio Valiente, de las competencias del Plan municipal de Derechos Humanos. El Pleno no es competente para ejecutar esta propuesta, sólo la Junta de Gobierno o la alcaldesa.

RESOLUCIONES DE ONU "ACATADAS POR TODOS LOS CONCEJALES"

El compromiso de Ahora Madrid con los derechos humanos es "firme", ha subrayado la concejala, que ha recordado que es el sistema jurídico de la ONU el estamento que dirime si se incumplen y cuyas resoluciones acatan "todos y cada uno de los concejales del equipo de gobierno". Y lo hacen "en todos los casos, en los que tienen que ver con la detención arbitraria según el grupo de trabajo de detenciones arbitrarias de la ONU del señor Leopoldo López en Venezuela, como en el caso de la activista Milagros Salas en octubre de este año".

"La ONU es quien debe dirimir si existen violaciones o no de derechos humanos y todo el equipo municipal está firmemente comprometido con este cauce institucional", ha manifestado. "El compromiso es acatar las resoluciones y no utilizar las violaciones de los derechos humanos para arrojarlos de un lado a otro del espectro político. Esa es la decisión consensuada firme y unánime de todo el equipo de Gobierno", ha declarado.

UNIDAD CON CARMENA DE UN EQUIPO "FUERTE, ENERGÉTICO, CONTENTO"

Maestre ha asegurado que los veinte concejales de Ahora Madrid están "unidos de manera firme" alrededor de Manuela Carmena y ha añadido que están "muy orgullosos" de trabajar en un equipo liderado por la alcaldesa. Al Ejecutivo lo ha descrito como "fuerte, energético y contento" con políticas que ya están dando sus frutos en las calles de Madrid.

Preguntada por el tercer teniente de alcalde, Mauricio Valiente, la portavoz ha puesto el acento en la forma de entender los derechos humanos que tiene el PP con respecto a Ahora Madrid porque para los primeros "existen sólo cuando pueden ser utilizados para la crítica política" mientras que para los segundos las violaciones de estos existen "siempre y deben ser reconocidas, condenadas y trabajadas políticamente".

APOYO COMPLETO A VALIENTE

Alrededor de Valiente hay una posición "firme y unánime" en Ahora Madrid, con el "apoyo completo del equipo de Gobierno y por supuesto de su alcaldesa". Enmarca en que "no son un partido político tradicional" el hecho de que no haya disciplina de voto en Ahora Madrid, "sí una postura consensuada en torno al acatamiento de las sentencias y decisiones institucionales y jurídicas de la ONU pero también en torno al rechazo del uso partidista de las cuestiones de derechos humanos".

En cuanto a la admisión de mociones de urgencia y extraordinarias en los plenos, la portavoz ha destacado que la única guía es el reglamento orgánico aunque confiaban también "en el buen sentido común de los grupos políticos". La edil desea que sepan que la ciudadanía de Madrid "está preocupada por cuestiones que le afectan directamente, por la vida cotidiana en la ciudad y por lo que desde el gobierno se puede hacer para mejorarla".

Sí ha reconocido que hay "un cierto uso del Pleno como espacio para la escenificación de la disputa política" que no comparten desde Ahora Madrid pero que, al atenerse al reglamento del Pleno, no coartarán "de ninguna manera".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies