Ayuntamiento está “en conversaciones” con el Gobierno por la tasa turística, a destinar al turismo y servicios sociales

Rita Maestre en rueda de prensa
AYUNTAMIENTO DE MADRID
Publicado 12/07/2018 13:52:52CET

MADRID, 12 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno municipal está "en conversaciones" con el central para abordar, entre otras cuestiones, cambios normativos con los que poder implementar una tasa turística como la de muchas ciudades del entorno, desde Venecia hasta Berlín, cuyo destino sería la mejora de los servicios turísticos y los servicios sociales de la ciudad.

Lo ha explicado la portavoz del Ejecutivo, Rita Maestre, en la rueda de prensa posterior a la Junta de Gobierno después de que ayer el delegado de Economía y Hacienda, Jorge García Castaño, reclamara en el Pleno en el que se aprobaron los presupuestos un cambio normativo específico para Madrid, la posibilidad de asumir nuevas competencias en dependencia, en renta mínima, transporte o en las viviendas turísticas, además de una mayor autonomía fiscal de la mano de una tasa turística o con la posibilidad de gravar un 50 por ciento más en el IBI a las viviendas vacías.

Maestre, por su parte, ha explicado sobre esta última petición que se necesitaría desarrollar el reglamento recogido en la ley, algo que no se ha hecho en años y que deja la situación en un "limbo legal poco útil".

Desde el Gobierno municipal defienden que las viviendas vacías se saquen al mercado para evitar el crecimiento de la burbuja inmobiliaria. "Esperamos que, dado que el PP no lo hizo en años anteriores, el cambio de gobierno permita más herramientas fiscales, políticas y económicas para favorecer una contención de precios", ha argumentado.

En cuanto a la tasa turística, la edil ha explicado que para poder aplicarla es necesario reformar la Ley de Haciendas Locales. Cree además que esta tasa no tendría afecciones negativas en el turismo y ha puesto como ejemplo el caso de Ámsterdam, Lisboa, Berlín o Venecia, que cuentan con este recargo.

"No parece que una pequeña tasa turística en Venecia reduzca el turismo, más bien el problema que tienen es el de contener ese turismo. No creemos que la tasa tenga una función desincentivadora", ha indicado.

La tasa sería entendida como una herramienta de reequilibrio económico. Ahora mismo está "en evaluación y en conversación con el nuevo gobierno".