Botella acusa a la oposición de querer sacar "rédito político" de la huelga y el PSOE le pide que se vaya

Ana Botella
EUROPA PRESS
Actualizado 17/12/2013 22:26:34 CET

Ángel Pérez dice que hay "huelga salvaje" pero de políticas ciudadanas y que hacen falta servicios mínimos para garantizarlas todo el año

MADRID, 28 Nov. (EUROPA PRESS) -

La alcaldesa de Madrid, Ana Botella, ha recriminado a los grupos de la oposición que lo que desearían es que continuara la huelga de limpieza viaria de la ciudad porque "quieren" sacar "rentabilidad política" y el PSOE le ha pedido que dé a los madrileños un "regalo de navidad" y se vaya.

Así lo ha manifestado en el Pleno municipal en respuesta a sendas preguntas planteadas por el portavoz de Izquierda Unida (IU), Ángel Pérez, y su homólogo en el grupo municipal socialista, Jaime Lissavetzky, quien han requerido su valoración sobre los efectos y causas de la huelga que duró trece días, resolviéndose el conflicto entre sindicatos y concesionarias que logró la retirada de un ERE por parte de tres empresas.

Botella ha manifestado que la huelga se ha saldado "sin despidos" aunque a Pérez no le haya gustado y ha manifestado que su discurso contra las políticas que fomenta el PP no le impresionan porque precisamente el equipo de Gobierno trabaja de cara a que "no se destruya empleo" y se desarrollen los mejores servicios a los madrileños al mejor precio posible.

Por su parte, Lissavetzky ha preguntado a Botella "por qué ha mentido a los madrileños" al decir que no conocía los planes de despidos de las empresas cuando, a su juicio, las ofertas de las compañías había previsión de reducción de plantilla. "Cree que Madrid se merece tener una alcaldesa tan mentirosa como usted", le ha espetado a la primera edil.

Frente a esta afirmación, Botella ha replicado al portavoz socialista que los madrileños "no se merecen un jefe de la oposición como usted" y ha añadido que "a lo mejor no le han llamado por el camino del trabajo" pues contaba desde hace muchos meses con los contratos en la sede de Medio Ambiente.

"Miré como le desmienten los hechos", ha subrayado la alcaldesa para recordar que la huelga se ha saldado sin un sólo despido gracias a los elementos de flexibilidad que incluye la reforma laboral. "Lo que quieren es que continuara la huelga porque quieren la rentabilidad política", le ha espetado a Lissavetzky.

El portavoz socialista por su parte ha dicho que le produce "sonrojo su incapacidad" y le ha dicho además "que es vaga" y le ha recriminado que cómo puede decir que no ha habido despidos cuando 350 empleados han perdido sus puestos de trabajo. También le ha dicho que es "el origen del problema" por haber creado un modelo de contrato de limpieza que es "neoliberal al cubo" y le ha advertido que "vive en el alambre".

"Le voy a pedir un favor, denos un regalo de navidad y váyase", ha manifestado Lissavetzky quien ha agregado luego que si se lleva con ella al delegado de Medio Ambiente y Movilidad, Diego Sanjuanbenito, "mejor como regalo de Reyes".

PÉREZ CREE QUE HAY "HUELGA SALVAJE" EN LAS POLÍTICAS A LOS CIUDADANOS

Mientras, el portavoz de IU ha ironizado al decir que coincide con el sentido de las declaraciones de la alcaldesa durante el conflicto al manifestar que su formación deplora la "huelga salvaje" de la banca que lleva 7 años sin dar créditos a la ciudadanía y de la huelga de los gobiernos que suprimen políticas para los ciudadanos, a los que se debería imponer "servicios mínimos para todo el año" y obligar a las empresas que gestionen los mismos tener un mínimo de plantilla para prestarlo de forma eficaz.

También ha señalado que condena el vandalismo, pero el vandalismo que aquellos que quieren "despedir y reducir" los salarios a empleados al ofrecer 600 euros "miserables" o que ganan ahora "1.000 euros miserables". También ha dicho que condena a quien quiere convertir en "esquiroles" al contratar a persona por ETT y a través de una empresa que también está en ERE, en referencia a la contratación de Tragsa por parte del Consistorio para garantizar el cumplimiento de los mínimos.

Ante estas declaraciones, Botella ha comenzado definiendo como "impresentables" las declaraciones de la edil de IU Raquel López cuando afirmó sobre los actos vandálicos que ocurrieron durante el conflicto que "habría hecho mucho más" y ha trasladado a Pérez que los trabajadores de las concesionarias les parecerá de "vergüenza" tanto lo que gana ella como Pérez.

Al respecto, el portavoz de IU ha comentado que él ha reconocido que gana ocho veces más que los trabajadores de la limpieza viaria pero "al menos" ha tenido la "vergüenza" de "no ofender su dignidad", para instarle a que trabaje por la dignidad de los trabajadores.

EL CONFLICTO MUESTRA QUE HACE FALTA UNA LEY DE SERVICIOS MÍNIMOS

Por otro lado, el edil de UPyD Jaime de Berenguer también ha llevado al Pleno el conflicto de la huelga de basuras y ha acusado al equipo de Gobierno de hacer "una economía de amigos" que fomenta que se presenten a los contratos las mismas empresas y desistan de ello compañías de prestigio internacional.

Frente a esas manifestaciones, el delegado de Medio Ambiente y Movilidad ha advertido al edil de la formación magenta de proferir insinuaciones "muy graves" contra funcionarios y le ha pedido que retire esas palabras. También ha señalado que UPyD defendía en su programa electoral la renegociación de contratos públicos para lograr el mejor precio a los contratistas.

Aparte, Sanjuanbenito ha dicho que el conflicto ha dejado claro que se requiere una regulación necesaria de servicios mínimos para que se garantice a los ciudadanos el desarrollo de servicios esenciales.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies