Cobo reconoce que los próximos cuatro años serán "difíciles" y que la prioridad del PP será la generación de empleo

Manuel Cobo
AYUNTAMIENTO DE MADRID
Actualizado 11/06/2011 14:47:49 CET

MADRID, 11 Jun. (EUROPA PRESS) -

El portavoz del Grupo Municipal Popular en Madrid, Manuel Cobo, ha reconocido este sábado, durante su discurso en el Pleno de constitución de la nueva Corporación municipal, que los cuatro próximos años serán "difíciles" y ha asegurado que la prioridad para los 'populares' a lo largo del mandato que comienza ahora será la generación de empleo.

"No vamos a engañar a los ciudadanos pintando la realidad de otra manera. Por eso, no negamos que serán años difíciles en los que tendremos que esforzarnos mucho más, pero con mejores herramientas no podemos contar (nuestros profesionales, nuestra ciudadanía comprometida...), y no les vamos a fallar en ningún caso", ha dicho.

A renglón seguido, ha subrayado que los "problemas actuales, especialmente el paro, exigen medidas audaces" por lo que el reto del nuevo Ejecutivo local es "propiciar esas condiciones necesarias que impulsen la creación de empleo".

"Tendremos que trabajar y hablar de muchas cuestiones. Pero el objetivo prioritario de este nuevo periodo para el PP será, sin ninguna duda, la generación de empleo. Trabajaremos para todos, pero sobre todo para quienes más dificultades tienen, para cumplir nuestro programa electoral, que es un contrato con los ciudadanos", ha insistido.

Además, ha apuntado que la "época de incertidumbre económica" que atraviesa España "empuja" a los responsables municipales a "desarrollar nuevas actuaciones y perseguir nuevos retos", trabajando también en los servicios sociales y para hacer "de Madrid una ciudad más competitiva y con mayor calidad de vida".

"El objetivo es que Madrid sea referencia como ciudad para vivir y para trabajar. Para eso hace falta la colaboración de todos los grupos, y espero que este Pleno sea el escenario donde, al margen de las diferencias ideológicas, hagamos un ejercicio de respeto y buen hacer, porque sólo desde el consenso y el diálogo conseguiremos satisfacer lo que los madrileños nos demandan", ha añadido.

LEALTAD AL ALCALDE

Cobo también ha aprovechado su intervención para felicitar al nuevo alcalde, Alberto Ruiz-Gallardón, por su quinta mayoría absoluta (la tercera en el Consistorio) y ha asegurado que los 31 ediles que forman parte del Grupo Popular "trabajarán con lealtad al proyecto del PP y a todos los madrileños".

"Confiamos en usted (alcalde) y en las posibilidades de esta ciudad y de sus ciudadanos, por lo que aun siendo malos tiempos, y no sólo para la lírica, con el esfuerzo de todos, con su experiencia demostrada en gestión pública, conseguiremos mejorar las condiciones de vida de aquéllos a quienes nos debemos", le ha dicho al primer edil.

También ha subrayado que el triunfo conseguido por Gallardón el pasado 22 de mayo es "un logro histórico" que supone un "reconocimiento a una determinada manera de gobernar basada en el inconformismo, en la modernidad, en el sentido de lo público no incompatible con lo privado y en la capacidad de transformación de las cosas".

"(El resultado electoral) es un refrendo popular a esa determinada forma de política, alejada del populismo, centrada en la moderación y basada en la efectividad de la gestión, sabiendo que no se debe gobernar sólo con los que están más cerca, sino con el resto de la sociedad", ha insistido.

En cualquier caso, esa "renovación de la confianza" por parte de los ciudadanos no es para Cobo "sólo motivo de alegría, sino también motivo de responsabilidad del trabajo que queda por realizar". "Reafirmamos nuestro compromiso con Madrid y los madrileños, a los que nos debemos y por los que nuestro trabajo adquiere sentido. Pero supone también una responsabilidad, y nos vamos a esforzar diariamente por cumplir con las exigencias que nos reclaman", ha asegurado.

Por último, ha mostrado su "agradecimiento" a los más de 700.000 votantes que optaron por el PP el pasado día 22, pero "también a los que votaron a las otras formaciones políticas". "El voto es una delegación temporal de la soberanía que reside en los ciudadanos. Ahora es nuestro deber corresponder a su confianza ejerciendo nuestro trabajo con responsabilidad y eficiencia", ha concluido.