La Comisión Regional de Videovigilancia deniega colocar cámaras en Pozuelo para incrementar la seguridad

Actualizado 30/07/2010 17:06:44 CET

MADRID, 30 Jul. (EUROPA PRESS) -

La Comisión Regional de Videovigilancia, que preside el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM), ha denegado a los vecinos de Pozuelo la instalación de doce cámaras para incrementar la seguridad en la zona con motivo de los altercados que se producen de forma habitual en el municipio madrileño, ha informado a Europa Press el TSJM.

Tras analizar la propuesta vecinal, la comisión ha determinado que la medida no está justificada al entender que los datos de delincuencia no son tan elevados como en otras zonas de la Comunidad de Madrid.

Hasta ahora, la Comisión Regional de Videovigilancia ha permitido la colocación de cámaras en diferentes zonas de la capital, como la plaza Mayor y sus alrededores, las proximidades de la Gran Vía, Lavapiés y en alguna zona del Paseo de la Castellana.

Hasta la fecha, cuatro zonas de la capital disponen de cámaras de videovigilancia. Se trata del Museo de Esculturas al Aire Libre del paseo de la Castellana; la plaza Mayor y las calles aledañas, Montera y algunas cercanas a la Gran Vía y el barrio de Lavapiés.

Uno de los altercados con mayor repercusión en Pozuelo se produjo el pasado año en las fiestas de la localidad. Los incidentes se saldaron con una veintena de personas detenidas, entre ellas siete menores, y provocaron graves daños en el mobiliario urbano y el incendio de varios vehículos de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies