La Comunidad afirma que el presupuesto contra la exclusión social ha subido un 47% desde 2007, hasta los 300 millones

Actualizado 20/10/2010 20:47:18 CET

MADRID, 20 Oct. (EUROPA PRESS) -

La Comunidad de Madrid ha asegurado que destina este año 300 millones para prevenir situaciones de exclusión social y lograr la integración de los colectivos más necesitados a través diversas iniciativas y programas de formación y apoyo social en materia de Asuntos Sociales, Empleo, Educación, Sanidad y Vivienda, lo que supone un incremento del 47% desde 2007.

Asimismo, ha destacado que UGT, CCOO, CEIM y la Federación Madrileña de Municipios (FMM) dieron su visto bueno a estas cifras en la Comisión de Seguimiento de la Renta Mínima de Inserción (RMI) en su reunión del 7 de mayo de 2010, "lo que demuestra que conocen la implicación y los esfuerzos que realiza la Comunidad de Madrid en materia de exclusión social".

"La Comunidad de Madrid está asumiendo todos los fracasos del Gobierno del Señor Rodríguez Zapatero en materia de política económica y de empleo, ya que España cuenta con una de las mayores tasas de paro de la historia, situada en el 20 por ciento, cuatro puntos por encima de la de Madrid (16,4 por ciento). A pesar de ello, destacar que todas las familias madrileñas que en estos momentos no tienen ingresos o cuentan con unos mínimos están siendo atendidas por la Comunidad de Madrid", ha señalado la directora general de Servicios Sociales, Carmen Pérez.

Además, ha afirmado que el Estado no proporciona nada una vez que agotado el subsidio desempleo de 426 euros, pero ha recordado que la Comunidad de Madrid tiene la Renta Mínima de Inserción (RMI) para atender estos recursos. "Se trata de una prestación económica que no tiene fecha de caducidad, así que aquellas personas que lo necesiten pueden recibirla el tiempo que se necesario para normalizar su situación", ha indicado.

En este sentido, Pérez ha apuntado que el Gobierno regional ha aumentado un 25 por ciento el presupuesto (Consejo de Gobierno del 9 de septiembre de 2010) dedicado a la Renta Mínima de Inserción, hasta rozar los 64 millones de euros de presupuesto.

La directora general de Servicios Sociales ha respondido con estos datos a las críticas hacia la política sobre exclusión social realizadas por UGT en un informe sobre esta materia. "No conocemos los parámetros que ha utilizado UGT Madrid para la realización de su informe, pero lo que puedo asegurar con datos oficiales, que los propios sindicatos conocen, es que a día de hoy hay 12.900 familias cobrando la RMI, es decir, que familias que no cuentan con los recursos económicos para vivir dignamente, que vienen derivadas de los servicios sociales municipales y a las cuáles nosotros tenemos el derecho de atender y eso es lo que estamos haciendo", ha agregado.

El Gobierno regional tiene regulado por Ley la RMI (Ley 15/2001, de 27 de diciembre), un derecho para que todos los madrileños que están pasando por una situación grave de necesidad puedan contar con un unos ingresos básicos para poder vivir con un mínimo de dignidad. También por Ley, la Comunidad de Madrid ofrece a todos los perceptores de Renta Mínima apoyos para su inserción social y laboral, y se les facilita el acceso a un conjunto de medidas formativas, educativas, sanitarias, de vivienda y empleo con el objetivo de disminuir las dificultades de las personas que se encuentran en riesgo de exclusión social.

La Comunidad de Madrid también ha destacado apoya a las familias perceptoras de la Renta Mínima de Inserción con acceso directo a las becas de comedor y libros, y son prioritarias a la hora de acceder a una vivienda de protección.