La Comunidad destaca que Madrid es la región española con el índice de incidencia "más bajo" de siniestralidad laboral

Actualizado 18/08/2009 15:22:55 CET

MADRID, 18 Ago. (EUROPA PRESS) -

El director general de Trabajo de la Comunidad de Madrid, Javier Vallejo, destacó hoy que la región madrileña es la que cuenta con un índice de incidencia "más bajo" de siniestralidad laboral de toda España con una tasa de 3,05 accidentes mortales por cada 100.000 trabajadores y de 19,66 accidentes graves por cada 100.000 empleados.

Durante la presentación del balance del primer año de funcionamiento del Registro de Empresas Acreditadas como Contratistas y Subcontratistas en el sector de la construcción, Vallejo respondió a las críticas de los sindicatos sobre los últimos datos de siniestralidad que reflejan un descenso del 22,4 por ciento de los accidentes laborales, un 33,3 por ciento de los mortales y 26,3 por ciento de los incidentes graves.

Según los sindicatos, este descenso se debe a la menor cantidad de trabajadores como consecuencia de la crisis económica. Vallejo admitió que "los datos de siniestralidad pueden variar debido a los altibajos en la actividad económica", por lo que señaló que la Consejería siempre tiene en cuenta los índices de incidencia que son los que mejor reflejan la siniestralidad laboral al poner en relación la población ocupada con los accidentes laborales".

SINIESTRALIDAD LABORAL

Un total de 35 trabajadores murieron en alguno de los 48.643 accidentes laborales registrados en los primeros seis meses de este año en la Comunidad de Madrid, según datos del Boletín de Estadísticas Laborales del Ministerio de Trabajo.

En toda España, fueron 400 los empleados que fallecieron en el 'tajo', lo que supone 142 menos que en igual periodo del ejercicio anterior, es decir, un 26,2 por ciento menos. De esta cantidad, 296 personas perdieron la vida en su puesto de trabajo, un 29 por ciento menos que en igual periodo de 2008, en tanto que 104 fallecieron en el trayecto de su casa al trabajo o viceversa (accidentes 'in itinere'), 21 menos que hasta junio del año pasado.

De los 296 trabajadores que fallecieron en su puesto de trabajo en el primer semestre -- 116, el equivalente al 39 por ciento del total - - murieron a causa de infartos, derrames cerebrales y otras patologías no traumáticas; 47 fallecieron por culpa de un accidente de tráfico; 41 perdieron la vida al quedar atrapados o aplastados; 34 fallecieron tras chocarse o golpearse contra un objeto inmóvil; 33 por una colisión contra un objeto en movimiento, y 25 por otras causas.

Los hombres concentraron el 94,9 por ciento de los accidentes mortales registrados entre enero y junio y las mujeres el 5,1 por ciento. Por edades, los trabajadores y trabajadoras de mayor edad concentran el grueso de los siniestros mortales, especialmente a partir de los 40 años.

En total, hasta junio se registraron 338.944 accidentes laborales con baja, lo que supone un descenso del 30,6 por ciento respecto al número de accidentes registrado en igual periodo de 2008 (488.337 accidentes).

Del conjunto de siniestros, 301.029 accidentes se produjeron en el lugar de trabajo y 37.915 fueron siniestros 'in itinere'. Los primeros descendieron un 31,8 por ciento en tasa interanual, mientras que los segundos cayeron un 19,7 por ciento.

Los accidentes leves con baja en el puesto de trabajo sumaron 298.127 hasta junio, un 31,8 por ciento menos, y los graves alcanzaron los 2.606, un 31,1 por ciento menos que en 2008. En el caso de los siniestros 'in itinere', se registraron 37.161 accidentes de carácter leve (-19,7) y 650 de gravedad (-22,4 por ciento).

En cuanto a las enfermedades profesionales, en el periodo enero-junio se registraron 9.189 casos, de los que 5.417 causaron baja en el puesto de trabajo, cifra que representa un descenso del 23,8 por ciento respecto al año anterior.