La Comunidad pone en marcha 400 nuevas plazas para dependientes con discapacidad en el mes de agosto

Actualizado 18/08/2009 15:17:49 CET

MADRID, 18 Ago. (EUROPA PRESS) -

La Comunidad de Madrid puso en marcha 400 nuevas plazas específicas para atender a personas dependientes con alguna discapacidad en el mes de agosto, que sumadas a las 925 destinadas a personas mayores en situación de dependencia abiertas durante este mes, hacen que el número de recursos específicos para personas con autonomía limitada puestos en funcionamiento se eleven a 1.300.

Según informó hoy el Gobierno autonómico, la región ya cuenta con 45.000 recursos específicos para atender a aquellas personas que tienen gravemente afectada o limitada su autonomía personal, de los que más de 20.000 permiten la atención y asistencia de menores, jóvenes y mayores con alguna discapacidad o enfermedad mental.

El director general de Coordinación de la Dependencia del Ejecutivo regional, Miguel Ángel García Martín, señaló que actualmente Madrid cuenta con la red de servicios sociales "más extensa y con mayor número de plazas reconocidas" dentro del Sistema de Autonomía Personal y Atención a las Personas en situación de Dependencia.

García Martín apuntó que la región también lidera los índices de cobertura del servicio de teleasistencia, con un 10,46 por ciento, y está muy por encima de la media nacional en ayudas a domicilio, con un 6,62 por ciento frente al 4,38 por ciento nacional.

En este sentido, el director general manifestó los "buenos resultados" no son sino "fruto del gran esfuerzo presupuestario que está realizando el Gobierno autonómico para ofrecer la mejor atención posible a todos ciudadanos en situación de dependencia". "Muestra de ello son los 830 millones de euros que este año destinaremos a políticas de atención y prevención de la Dependencia", agregó.

Según datos de la Comunidad de Madrid, en los últimos cinco años el Ejecutivo autonómico ha incrementado en un 186 por ciento el número de plazas destinadas a personas con discapacidad, que ya alcanzan las 17.481, y en un 57 por ciento las dedicadas a mayores, que suman 26.711. Así, seis de cada cien recursos asistenciales se han puesto en marcha en los últimos cinco años.

Por último, García Martín sostuvo que, pese a todas estas cifras, el objetivo del Ejecutivo regional es seguir trabajando "para que Madrid tenga una red de servicios sociales cada vez más amplia, de manera que las personas en situación de dependencia puedan contar con recursos más especializados y adaptados a sus circunstancias".