Comunidad reforzará las medidas de videovigilancia en residencias tras la muerte del anciano en Alcorcón

Actualizado 08/05/2017 13:40:10 CET

MADRID, 8 May. (EUROPA PRESS) -

El gerente de la Agencia Madrileña de Atención Social, Carlos Blanco Bravo, ha anunciado este lunes que revisarán los protocolos e instrucciones de trabajo, profundizando los controles intermedios, además de reforzar las medidas de localización de usuarios y aumentar las cámaras de seguridad en las residencias de mayores para evitar casos como del anciano que hace un mes fue hallado muerto en el jardín de la residencia de Alcorcón sin que los trabajadores se hubieran percatado que no había dormido dentro.

En la comisión de Familia y Políticas Sociales de la Asamblea de Madrid, Blanco Bravo, que ha comparecido para hablar de este caso a petición de los grupos de la oposición, ha señalado que van a revisar el protocolo de atención de ausencias no comunicadas, que es del año 2006 y mejorar los registros, ya que algunos se hacen en papel, "para mejorar el sistema interno de comunicaciones".

La Comunidad también dará más formación interna tanto a los trabajadores de nueva incorporación como los que llevan más tiempo y para ello están renovando el manual de bienvenida, con instrucciones interna para que se disponga de información común de mayores dependientes de la Administración autonómica.

"Entre los objetivos están el refuerzo de medidas de localización de usuarios, incluyendo refuerzo de cámaras de seguridad y sistemas de detención de errantes, conjugando el derecho de intimidad y seguridad recogidos en la Ley. Queremos incorporar nuevas herramientas de geolocalizaicón para aquellos mayores que conservan importante autonomía, que deben conducir a una mejora de la seguridad y confort de los usuarios", ha añadido.

No obstante, el gerente de la Agencia ha señalado que "de nada servirán esas medidas" si no se reconduce la situación de "tensión y crispación" que el suceso de Alcorcón ha provocado entre los trabajadores.

"Vuelvo a apelar a todos los agentes implicados para volver a la situación de confianza mutua, ya que no deben verse sometidos a presiones internas. Existe mucho margen para la mejora y muchos aspectos que pueden progresar, no empleando hechos desafortunados con fines políticos o para dañar a la Comunidad", ha lanzado a los diputados de la oposición.

Además, Blanco Prieto ha anunciado que la semana pasada la dirección de la residencia de Alcorcón firmó un acuerdo con los sindicatos y entre los compromisos alcanzados destaca la cobertura de los puestos de trabajo, tanto de vacantes como de ausencias ante circunstancias sobrevenidas. Así, ha indicado que en esta residencia ha habido 46 contratos de refuerzo formalizados desde el 1 de enero de este año y 12 nuevos puestos en los últimos dos años".

"NADA SE DEBIÓ AL NÚMERO DE TRABAJADORES"

Respecto al suceso en sí de hace un mes, el responsable de la Agencia ha dado las condolencias a la familia del residente fallecido y ha señalado que "nada se ha debido al número o perfil de trabajadores de ese fin de semana", ya que "era el número previsto, con más personal que otros fines de semana".

Asimismo, ha resaltado la "profesionalidad y la gran labor" de los 8.000 empleados públicos de las residencias madrileñas. "Ha habido un gran malestar de los trabajadores (de la residencia de Alcorcón) por estar injustamente cuestionados por declaraciones y noticias que enturbian la calidad que se presta en el centro. La Agencia tiene 132 recursos y atiende a miles de personas que pasan por nuestros recursos. Hay cientos de miles de circunstancias atendidas, familias que se preocupan de los seres queridos, un sinfín de relaciones humanas presentes y que no son fáciles de gestionar. Lo mejor que tiene la Agencia son sus profesionales, con sus aciertos y errores", ha esgrimido.

Carlos Blanco Prieto sólo ha señalado respecto al suceso en sí que el anciano fue encontrado sin vida la mañana del domingo en el jardín después de que el sábado por la tarde del sábado jugara una partida de dominó y luego no se presentara en la cena. "Muchos compañeros lo comunicaron y a partir de ahí se producen una serie de actuaciones que investiga el Jugado de Instrucción número 3 de Alcorcón", ha apuntado.

"Queremos saber qué ha fallado que se puede mejorar para evitar que se puede repetir. De momento han declarado varias trabajadoras y esta situación nos obliga a ser cautos y responsables, evitando interferir en el proceso investigando y con respetando la presunción de inocencia", ha proseguido.

El gerente de la AMAS ha manifestado que "no es posible la seguridad total cuando se trabaja personas con personas" y que los trabajadores relacionados con los hechos están suspendidas temporalmente a expensas de la investigación interior y de la Justicia. Además, les han ofrecido defensa jurídica a las empleadas que ha llamado el juez a declarar. "Hay que diferenciar las responsabilidades judiciales y los incumplimientos puramente laborales", ha apostillado.

Por último, ha indicado que para la Agencia es "prioritario" saber lo ocurrido para llegar a cabo "mejoras" para que un hecho como éste no vuelva a suceder. Y por ello también se ha constituido un grupo de trabajo interno, en el que están presentes los responsables de la coordinación de mayores, calidad, personal y la jefa del Área de asistencia jurídica, que en breve elaborará las conclusiones.

CRÍTICAS DE LA OPOSICIÓN

Durante el turno de los diputados, los parlamentarios de Ciudadanos Alberto Reyero y del PSOE José Ángel Gómez Chamorro han señalado que esperan las conclusiones de dicho informe y han pedido explicaciones de los ratios de personal. El compareciente les ha respondido que los ratios son los establecidos por la comisión interterritorial de Dependencia y superiores a los de otras comunidades.

Por su parte, el diputado de Podemos Raúl Camargo ha pedido la dimisión de toda la directiva del hospital de Alcorcón porque "en un país serio dimitiría y aquí no dimite nadie pase lo que pase". También se ha quejado de que "intenten enfrentarles a los trabajadores".

"Hay decenas de quejas presentadas por los familiares previas a este fallecimiento. Hay quejas ante la Defensora del Pueblo, que les va a recibir, y manifestaciones. Es un ambiente pésimo, que lo puedo comprobar con mis propios ojos y me han manifestado lo que ha pasado allí. Y pese a ello ustedes no toman ninguna medida. Hay desorganización, caos y carencias de todo tipo y falta personal, sobre todo los fines de semana", ha relatado.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies