El decano del ICAM propone al presidente del TSJM medidas para mejorar las condiciones de las sedes judiciales

ICAM
ICAM
Publicado 28/02/2018 14:53:49CET

MADRID, 28 Feb. (EUROPA PRESS) -

El decano del Ilustre Colegio de Abogados de Madrid (ICAM), José María Alonso, se ha reunido este miércoles con el presidente del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM), Francisco Javier Vieira, para mejorar la cooperación entre ambas instituciones, con medidas como la mejora de las condiciones en las sedes judiciales de la región.

Según ha informado el ICAM, a la reunión, celebrada en el marco de la ronda de contactos institucionales con los distintos operadores jurídicos que viene realizando desde su toma de posesión el pasado 8 de enero, también ha acudido la vicedecana, Begoña Castro, y en la misma Alonso ha dado a conocer al presidente del TSJM un decálogo de medidas destinadas a "reforzar la cooperación entre ambas instituciones en pos de mejorar la atención a los ciudadanos y el ejercicio del derecho de defensa".

Los representantes de la abogacía madrileña han planteado, en primer lugar, la necesidad de ampliar los espacios de atención a los ciudadanos en el Servicio de Orientación Jurídica, buscando una "nueva y mejor ubicación".

Para mejorar las condiciones de las sedes judiciales, y en particular aquellas destinadas al correcto ejercicio del derecho de defensa, el Colegio propone trabajar de forma coordinada en la Mesa de la Mejora de la Calidad de la Justicia.

Alonso y Castro también han trasladado a Vieira su voluntad de activar los mecanismos formales de colaboración en materia de buenas prácticas, que "mejoren y faciliten el correcto ejercicio del derecho de defensa", por ejemplo en la suspensión de señalamientos y vistas.

Además, se ha acordado constituir una comisión mixta entre la Sala de Gobierno del TSJM y el Colegio con el objetivo de conocer de primera mano las medidas que puedan afectar a los abogados y recibir las propuestas de mejora pertinentes.

Por otra parte, el Colegio ha formulado su deseo de mantener una comunicación "regular y periódica" con el TSJM para abordar de forma concreta las incidencias relacionadas con los retrasos y las dilaciones en los procedimientos que presentan los colegiados madrileños a través del Defensor del Abogado.