Detenidas 7 personas pilladas 'in fraganti' al desguazar tanques cisterna para convertirlos en chatarra

Actualizado 22/10/2010 14:32:59 CET

La Guardia Civil detiene a otro individuo en el marco de una operación abierta en agosto en El Escorial y resuelve 35 robos de viviendas

MADRID, 22 Oct. (EUROPA PRESS) -

Agentes de la Guardia Civil del Seprona destinados en la Comunidad de Madrid ha detenido a siete personas a las que sorprendieron 'in fraganti' cuando desguazaban unos tanques cisterna para convertirlos en chatarra, según ha informado el Instituto Armado.

La intervención se produjo el pasado día 14 de octubre, cuando los agentes sorprendieron a los detenidos mientras desguazaban varios tanques cisterna de gas de una empresa situada en el polígono industrial de Villaverde.

Los tres hombres, que se ayudaban con sopletes en su tarea, alegaron que la empresa se encontraba abandonada, extremo negado por los propietarios, que interpusieron denuncia por los hechos.

Gracias a estas detenciones y a la consecuente investigación, el día 15 la Guardia Civil identificó y detuvo a cuatro cómplices, cooperadores necesarios en el delito de robo con fuerza que se encargaban del corte y el transporte del metal sustraído.

Minutos después, el SEPRONA imputaba un delito de receptación al propietario de una chatarrería de Mejorada del Campo, al haber comprado el metal robado para revenderlo. Gracias a esta intervención, el SEPRONA ha podido recuperar los 25.000 kilos de chatarra provenientes del corte de los depósitos.

35 ROBOS RESUELTOS

Por otra parte, agentes de la Benemérita destinados al puesto de El Escorial detuvieron a un hombre como consecuencia de una investigación realizada el pasado mes de agosto contra ladrones de viviendas, en la que detuvieron a ocho personas --dos menores-- y resolvieron 35 robos en viviendas de El Escorial, San Lorenzo y Santa María de la Alameda.

Las declaraciones de los detenidos implicaban directamente a un noveno ladrón, que huyó a Marruecos, su país de origen, en busca de refugio.

La localización de este individuo, S.E.M., de 18 años, en Zarzalejo motivó su detención, que supone el cierre definitivo de la operación, dos meses después de haber sido abierta.