Detenido el autor de un intento de violación cuando la víctima, con orden de alejamiento, pulsó su teléfono con GPS

 

Detenido el autor de un intento de violación cuando la víctima, con orden de alejamiento, pulsó su teléfono con GPS

Actualizado 27/08/2006 13:01:20 CET

COSLADA, 27 Ago. (EUROPA PRESS) -

El presunto agresor de una agresión sexual e intento de violación fue detenido gracias a que la víctima, una vecina de la localidad de 20 años protegida y con una orden de alejamiento de su ex novio, pulsó un teléfono con avisador GPS que portaba, lo que permitió su localización.

El arrestado es un hombre de 25 años, nacido y domiciliado en Madrid, cuya identidad se corresponde con las iniciales A.D.G. y que no tiene antecedentes penales, informó hoy la Policía Local.

Los hechos ocurrieron sobre 4.20 horas de ayer, sábado, cuando la Policía Local recibió una llamada de la Cruz Roja en la que se alertaba sobre una posible agresión a una mujer protegida y con orden de alejamiento de su ex pareja en las inmediaciones de la avenida de José Garate, cerca del polígono industrial de Coslada.

Inmediatamente se trasladó al lugar del suceso un indicativo de Policía Local que estaba cercano al lugar mientras que la Cruz Roja, a través del GPS, indicaba a la Emisora Central los movimientos de la mujer y su presunto agresor.

Gracias al localizador GPS y a las indicaciones en el lugar de los hechos realizadas por un joven, el patrulla localizó a la agredida, E.M.G. de 20 años, nacida en Madrid y vecina de Coslada. Sin embargo, los agentes constataron que el agresor nada tenía que ver con el ex novio de la joven sobre el que pesa una orden de alejamiento ni se trataba de una agresión de violencia de género, sino de una agresión sexual e intento de violación.

ARMADO CON UNAS TIJERAS METÁLICAS

De acuerdo con el relato de la Policía Local, los policías vieron cómo el presunto agresor agarraba por la espalda a la altura del cuello a la mujer, que tenía el pantalón desabrochado y la blusa subida, por lo que procedieron a la detención del hombre a pesar de la notable resistencia física que opuso. Cuando se le sometió a un cacheo, se descubrió que el ahora detenido guardaba en el bolsillo delantero derecho del pantalón unas tijeras metálicas.

Mientras, la víctima, que presentaba un fuerte ataque de nervios y estaba llorando, fue trasladada por los agentes al servicio especial de urgencias del Imsalud de Coslada, donde fue atendida de las magulladuras y arañazos que presentaba por diversas partes del cuerpo. La mujer manifestó a los agentes que cuando el agresor se percató de la presencia policial la amenazó de muerte obligándola a afirmar que era su novio.

Al parecer, los hechos ocurrieron cuando la joven caminaba por dicha zona de la localidad y A.D.G. circulaba en su coche procedente de la zona de copas del barrio de Valleaguado. Así, el agresor debió de perseguirla, la abordó y, tras abandonar su coche con las llaves puestas y la puerta abierta, intentó violarla entre dos camiones.

Desde la Policía Local de Coslada se destacó que "gracias a la cercanía de la Policía Local y a la rapidez de su intervención junto con la colaboración ciudadana, se evitó la consumación de la violación y, sobre todo, por el elemento técnico de las comunicaciones que portaba la joven en conexión directa con Cruz Roja, la cual llamó a Policía Local creyendo en primer lugar que se trataba de un posible maltrato de su ex pareja".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies