El edificio del antiguo Albéniz albergará un hotel Iberostar que abrirá en 2019 y conservará el teatro en su interior

Teatro Albéniz
COMUNIDAD DE MADRID
Publicado 10/06/2018 11:30:13CET

MADRID, 10 Jun. (EUROPA PRESS) -

El edificio del antiguo Albéniz albergará un hotel cinco estrellas de la cadena Iberoestar, que abrirá en el primer semestre de 2019 y conservará el teatro en su interior, según han informado a Europa Press fuentes próximas al proyecto.

El Teatro Albéniz, situado en la calle de La Paz, número 11 del distrito Centro, fue declarado Bien de Interés Patrimonial (BIP) por el Gobierno de la Comunidad de Madrid en 2016, lo que supuso que el inmueble obtuviese "un reconocimiento y una protección de nivel intermedio".

Dicha declaración recoge que el inmueble podía tener todos los usos compatibles con la naturaleza del espacio y su configuración. No obstante, la declaración de BIP supone que la sala, el escenario, los accesos a los tres niveles del teatro y las escaleras tienen que mantenerse.

En este sentido, según han confirmado fuentes de Iberoestar a Europa Press, el hotel será el segundo de la cadena en Madrid y el establecimiento va en la línea de la compañía de buscar "ubicaciones privilegiadas y edificios únicos en el corazón de ciudades con atractivo turístico". El teatro en su interior permitirá además ofrecer "una oferta de ocio única e innovadora", aseguran.

Preguntado por este proyecto el consejero de Cultura, Turismo y Deportes de la Comunidad, Jaime de los Santos, ha celebrado el nuevo uso del Albéniz, "un espacio reivindicado por la sociedad civil". Además, en una entrevista con Europa Press ha recordado el ahínco de la Comunidad en proteger otra serie de lugares, aparte de los BIP y de los Bienes de Interés Cultural (BIC), a través de una nueva figura de tutela dentro de la Ley de Patrimonio.

Y es que, el Ejecutivo autonómico pretende modificar la actual normativa para que dicha figura proteja inmuebles que tienen "un valor espiritual" como pueden ser la casa de Vicente Aleixandre o la fotografiada por Robert Capa durante la Guerra Civil, en la calle Peironcely 10.