El encuentro entre Rayo Vallecano y Real Madrid, de alto riesgo, contará con un dispositivo de más de 600 efectivos

Francisco Medina Del Rayo Vallecano
© JUAN MEDINA / REUTERS
Actualizado 24/02/2012 14:43:48 CET

MADRID, 24 Feb. (EUROPA PRESS) -

El partido de fútbol que enfrentará el domingo a los equipos madrileños Rayo Vallecano y Real Madrid, declarado de alto riesgo por la Comisión Nacional contra la Violencia, contará con un dispositivo especial de más de 600 efectivos entre agentes de la Policía Nacional, Municipal, y servicios sanitarios y asistenciales de Samur, Cruz Roja y Protección Civil, así como personal de la seguridad privada del estadio.

Este dispositivo será coordinado por la Delegación del Gobierno, para lo cual se ha celebrado un encuentro en el que han estado presentes responsables de la Jefatura Superior de Policía, Policía Municipal, seguridad de ambos equipos, Samur, Cruz Roja y Protección Civil.

El dispositivo policial estará integrado por efectivos de Policía Nacional con sus respectivas Unidades de Intervención Policial (UIP), caballería, motos, guías caninos, radio patrullas y helicópteros, además de agentes de la Policía Municipal y de la propia seguridad privada del estadio.

Este dispositivo de seguridad se mantendrá operativo antes del comienzo del partido, durante su celebración y una vez finalizado, activándose desde la mañana del domingo mediante un despliegue policial por los alrededores de la zona del Estadio de Vallecas.

Allí se ejercerá "vigilancia especial" sobre los puntos de reunión y concentración de los seguidores de ambos clubes que, tras su llegada al estadio, serán custodiados por los agentes de seguridad y acomodados en sectores totalmente opuestos, según su pertenencia a una u otra hinchada.

Todas las puertas de acceso al estadio estarán vigiladas permanentemente para evitar la introducción de objetos cuyo porte, exhibición o consumo, la Ley del deporte prohíbe expresamente en cualquier recinto deportivo.

Antes y después de la celebración del partido entre estos dos mismos equipos, pero correspondiente a la primera vuelta del Campeonato Nacional de Liga, también se registraron altercados entre ambas hinchadas en los alrededores del estadio, en este caso el Santiago Bernabéu. Así, la Policía detuvo a nueve personas --ocho personas seguidores del Real Madrid y una otra del Rayo Vallecano-- que pertenecían a "grupos radicales".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies