Figar apuesta por la conformación de la Comunidad como 'zona única educativa' en defensa de la libertad de elección

Lucía Figar
COMUNIDAD DE MADRID
Actualizado 24/11/2011 16:28:04 CET

MADRID, 24 Nov. (EUROPA PRESS) -

La consejera de Educación y Empleo de la Comunidad de Madrid, Lucía Figar, ha apostado este jueves por la conformación de la región en 'zona única educativa' en defensa del derecho de libertad de elección de los padres de los alumnos.

"Hemos llevado como gran compromiso electoral una apuesta por la libertad de elección que implica que toda la Comunidad va a ser conformada como 'zona única educativa'. Vamos a revisar en profundidad los baremos, los criterios de admisión que actualmente implican que lo que más se está marcando, en las posibilidades de elección de las familias, es dónde viven", ha apuntado Figar.

La consejera ha señalado que quiere aprobar esta norma porque el hecho de que los padres tengan que elegir el centro educativo de los hijos según el lugar en el que vivan "es un obstáculo a la libertad".

Figar ha inaugurado el XI Congreso de Escuelas Católicas, que se desarrollará los días 24, 25 y 26 de noviembre en el hotel Auditorium, bajo el lema 'El liderazgo educativo, motor del cambio'.

La consejera ha subrayado que pretende que el 'Programa de Bilingüismo' que puso en marcha el Gobierno regional en la escuela pública "llegue también, en la manera en la que ésta deseara, a la escuela concertada". "En el presente curso son ya 96 centros concertados reconocidos con el sello de bilingüismo", ha añadido.

La consejera ha explicado que para mejorar el paro juvenil y el fracaso escolar es necesario "recuperar tres principios irrenunciables, que son los que constituyen el núcleo de la política educativa del Gobierno de la Comunidad, como es la mejora de la calidad de la enseñanza; la apuesta decidida por la libertad de elección; y la garantía de la igualdad de oportunidades".

Figar ha dicho que "hay que recuperar los principios del mérito, del esfuerzo, de la exigencia, de la excelencia y también del respeto y la autoridad del profesor". "Si no recuperamos esos principios, para nuestro sistema educativo va a ser muy difícil dar un salto a la mejora de la calidad de la enseñanza", ha indicado.

"La libertad de elección es un principio irrenunciable para el Gobierno de la Comunidad de Madrid, que significa tener claro que la oferta educativa de plazos escolares en centros públicos ha de adaptarse a las preferencias de las familias y no al revés", ha manifestado.

Por otro lado, la consejera ha señalado que "es necesario confiar más en los presupuestos educativos". "A menudo el debate que se vive es que si esta competencia educativa debería estar más en las comunidades autónomas o ser recuperada por el Estado. Al final son administraciones, son los centros educativos los que tienen que tener más competencia, más libertad y autonomía en la gestión de sus propios recursos", ha concluido.

Además, en la inauguración han estado presentes el presidente de la Comisión Episcopal de Enseñanza y Catequesis, Casimiro López; el vicepresidente de Escuelas Católicas, Manuel Alfredo Tamargo; el presidente de Escuelas Católicas de Madrid, Francisco Javier Agudo; y el secretario general de Escuelas Católicas, Juan Antonio Ojeda; entre otros.