El Gobierno explica que LVS exigió también "restricción de entrada de nuevos operadores en el mercado"

Soraya Saénz de Santamaría
EUROPA PRESS
Actualizado 17/12/2013 22:41:20 CET

MADRID, 13 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno central ha manifestado que entre las condiciones que entre las nuevas condiciones puestas sobre la mesa por Las Vegas Sands para traer el proyecto Eurovegas a España se encontraba la restricción de entrada a nuevos operadores en el mercado.

Así, el Ejecutivo regional ha asegurado que debe "velar por el interés general" tras explicar esas nuevas condiciones puestas sobre la mesa por el promotor de manera "innegociable" son "contrarias" y "no tienen encaje" ni en la normativa española, ni en la europea, por lo que no podían asumirse para ninguna de las tres administraciones.

En rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, señaló que el Gobierno tiene "la responsabilidad de atraer las inversiones extranjeras que generan empleo, pero también la de velar por los intereses generales de todos los españoles".

Sáenz de Santamaría afirmó que las condiciones impuestas por la empresa, entre las que enumeró condiciones "fiscales, crediticias, de restricción de entrada a nuevos operadores en el mercado y de blindaje jurídico" frente a futuros cambios de normativa, son "contrarias a la normativa vigente" y "no tienen encaje en la legislación española, ni en el derecho comunitario". "No se puede asumir una indemnización por un cambio normativo futuro", apuntó.

Por ello, de acuerdo con un dictamen de la Dirección General de Competencia de la Comisión Europea, que encabeza el comisario Joaquín Almunia; el informe de viabilidad de la Comunidad de Madrid y el Gobierno central, que "debe velar por el interés general", el Ejecutivo ha decidido rechazar estas nuevas condiciones, ya que "no eran asumibles para las tres administraciones ni podían someterse a negociación".

CRECE LA INVERSIÓN EXTRANJERA.

No obstante, Sáenz de Santamaría aseguró que el Gobierno seguirá trabajando para atraer inversiones extranjeras a España. Así, recordó que desde septiembre, las inversiones extranjeras han crecido un 124%, hasta los 21.600 millones de euros, según los últimos datos publicados por el Banco de España.

Para la portavoz del Gobierno, este dato demuestra que la inversión directa en España se ha más que duplicado y que España resulta un país atractivo para los mercados y para la búsqueda de oportunidades de negocio, un país "en el que se vuelve a confiar".

"Apoyaremos cualquier inversión siempre y cuando se cumplan las condiciones ajustadas a derecho", zanjó, para añadir que España se encuentra en "un momento muy bueno para atraer inversiones extranjeras sin cambiar legislaciones y sin exigir nada".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies