De Guindos dice que mientras sea vicepresidente de la EMT la "estabilidad" laboral de la plantilla está "garantizada"

Autobús de la EMT de Madrid
EUROPA PRESS/AYTO. DE MADRID
Actualizado 30/01/2013 14:51:48 CET

Dice que no se puede resolver la demanda de los trabajadores sobre la paga extra

MADRID, 30 Ene. (EUROPA PRESS) -

El delegado de Medio Ambiente y Movilidad, Antonio de Guindos, ha manifestado este miercoles en el Pleno municipal que mientras siga como vicepresidente del consejo de administración de la Empresa Municipal de Transporte (EMT) la "estabilidad de empleo" de la plantilla de este operador está "garantizada".

Además, ha indicado que el conflicto que mantiene la empresa con la compañía y que ha generado una serie de paros parciales se debe fundamentalmente a la protesta por la supresión de la paga extra de navidad y, pese a que ha detallado que está dispuesto siempre al diálogo, pero que mientras esté el Real Decreto del Gobierno "encima de la mesa" no se puede "resolver esa demanda".

De Guindos ha dicho que en 2012 se firmó un convenio colectivo que se respeta por parte de la EMT "escrupulosamente" y que se ha pagado todas las cantidades económicas pactadas, a la vez que ha incidido en que la paz social fundamental.

Por otro lado, ha remarcado que las revisiones de líneas de la EMT afecta de manera significativa a 32 líneas, el 15 por ciento del total de las mismas y que la flota de buses en calle se ha reducido en una proporción del 8 por ciento, acciones que se han llevado en las líneas que han tenido un descenso de demanda del 15 por ciento, como el caso de la ruta entre Pavones y Entrevías o en la Ciudad Universitaria el sábado, por ejemplo.

Por otro lado, el delegado de Movilidad ha dicho que el índice de regularidad es del 95 por ciento de la flota y que los ajustes se han realizado por la coyuntura económica que ha fomentado una disminución de viajeros del 8,65 por ciento. "El exceso de capacidad no es viable y hay que ajustar a la demanda actual", ha agregado De Guindos.

Así se ha pronunciado durante el debate de una propuesta del PSOE para potenciar la actividad de la EMT, en la que se solicitaba la creación de un bono social y recuperar el número de coches en las rutas para situarlos de nuevo a niveles de 2010. La iniciativa ha sido rechazada por los votos del PP.

LOS TRABAJADORES, PREOCUPADOS POR LA VIABILIDAD DE LA EMT

La edil del PSOE Ruth Porta ha dicho que el panorama de la EMT es "desolador" y que se han revisado 212 líneas (casi la totalidad de las existentes) desde 2010 que ha motivado que haya 333 conductores desacoplados y 143 autobuses menos en la calle.

A su juicio, la empresa municipal está sometida a un "maltrato" y que se ha generado un conflicto porque los trabajadores están preocupados por la viabilidad de la empresa. Por su parte, el edil de UpyD Jaime de Berenguer ha dicho que su formación se abstenía de la propuesta porque se deben buscar las medidas para dar mejor servicio al menor coste.

Mientras, la concejal de Izquierda Unida Raquel López ha remarcado que las tarifas del transporte público se han subido de forma "insostenible" y está "asfixiando" a la población de Madrid que se encuentra en desempleo. En este sentido, ha vuelto a reivindicar la necesidad de articular un abono social.

En este sentido, López ha afirmado que el conflicto laboral en EMT no se debe por la paga extra sino que "a lo mejor los trabajadores tienen miedo de perder sus puestos de trabajo" por el rumbo que presenta la empresa y puesto que ahora se pueden articular Expedientes de Regulación de Empleo en las administraciones públicas.