Un informe invalidaría análisis de sangre de la picadora del descuartizador de Majadahonda

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

Se halló ADN de sus supuestas víctimas

Un informe invalidaría análisis de sangre de la picadora del descuartizador de Majadahonda

Publicado 05/10/2016 14:44:09CET

MADRID, 5 Oct. (EUROPA PRESS) -

Un informe pericial desvirtúa el cotejo de muestras biológicas halladas en la picadora de carne y otros objetos que se incautaron en el sótano de la finca en la que vivía el considerado descuartizador de Majadahonda al estar "contaminadas".

En varias de las muestras orgánicas se ha hallado ADN de los propios investigadores, lo que supondría que no se ha preservado todo lo que se debía la cadena de custodia. Este extremo invalidaría esta prueba de cargo que confirmaría la autoría del acusado en la muerte de su tía y una inquilina de la vivienda.

Así consta en un informe pericial, al que tuvo acceso Europa Press, elaborado por los forenses y criminólogos María del Mar Robledo y Ángel Ponce de León. El documento, realizado a instancias del abogado defensor Marcos García Montes, se llevó a cabo en aras a "informar sobre el poder incriminatorio hacia o sobre Bruno H.V. de las muestras biológicas estudiadas por el Departamento de Biología del Servicio de Crimnalística de la Dirección General de la Guardia Civil".

En concreto, se analizan un total de 163 muestras recogidas en una finca rústica situada en Santa Cruz de la Zarza (Toledo). En prácticamente todas las muestras se obtienen perfiles genéticos. Se halla ADN de Bruno, de la tía y dueña de la finca, Liria Henández, y de la inquilina Adriana Beatriz Gioiosa.

Pero además se halla ADN de un agente no identificado en el informe de la Unidad Operativa de Policía Judicial. Se trata de perfil genético hallado en unas muestras de restos orgánicos recogidos en la bolsa que cubría la bandeja de la picadora metálica encontrada en el sótano.

"Este hecho sí es significativo dado que, si las muestras se han obtenido de manera controlada, no se debería hacer producido ninguna transferencia de material", señala el documento pericial.

Y agrega que "en las muestras estudiadas se obtiene perfiles genéticos de tres personas identificadas, una mujer y dos varones, en el vehículo, en el cañón de una pistola y en un guante de látex encontrado en el sótano de la vivienda. Por todo ello, el informe concluye que estas muestras "son de bajo poder incrimiatorio hacia Bruno.

En el escrito de defensa, el abogado del descuartizador solicitará que se impugne el resultado del análisis de estas muestras "contaminadas" al no haberse preservado la cadena de custodia. Este hecho invalidaría la prueba.

En concreto, los investigadores hallaron restos de ADN de la tía y de Adriana en la picadora También localizaron restos de Liria Hernández en un serrucho que supuestamente habría utilizado su sobrino Bruno para descuartizar a ambas mujeres.

Un primer informe de criminalística descubrió pequeños restos de sangre que, cotejados con los del hermano de la inquilina argentina, resultaron ser de Adriana, desaparecida desde finales de marzo.

En un segundo informe, practicado tras desmontar la Guardia Civil toda las piezas de dicha trituradora, encontraron además los restos de Liria, una mujer cuyos parientes y vecinos afirmaron no ver desde hace cinco año. El detenido aseguró a los agentes que se fue a una residencia, pero no lo han localizado en ninguna.

La desaparición de la tía de Bruno coincidió en las fechas en la que anunció la venta del chalé. Sin embargo, luego se le perdió la pista y apareció en la casa del arrestado un papel indicando que le cedía la propiedad.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies