Irubus alerta de que "se han recrudecido" ataques "violentos" y "actos de sabotaje" ante convocatoria de huelga

Irubus alerta de que "se ha recrudecido" ataques "violentos"
IRUBUS
Publicado 10/12/2017 14:54:21CET

SAN LORENZO DE EL ESCORIAL, 10 Dic. (EUROPA PRESS) -

La dirección de Irubus ha denunciado que "se han recrudecido" los "ataques violentos" y "los actos de sabotaje" en sus vehículos ante el inicio de una huelga indefinida por parte de los conductores a partir de este lunes.

Irubus presta servicio a 26 municipios de la zona noroeste de la región, y tiene sus cocheras en San Lorenzo de El Escorial. Se estima que utilizan sus servicios una media de 15.000 usuarios al día.

A través de un comunicado, la empresa asegura que desde el pasado martes "se ha producido una escalada de actos vandálicos", consistentes en la "rotura de 27 lunas" de autobuses, cinco cinturones de seguridad de conductores "inutilizados" y cuatro vehículos con "pinchazos en la ruedas".

"Estos actos inaceptables se suman a los 130 ataques vandálicos y sabotajes, algunos con viajeros en su interior, sufridos contra los vehículos desde que se inició el conflicto", han puntualizado desde la compañía.

La dirección de Irubus ha hecho un "nuevo llamamiento" al cese "inmediato" de estos "injustificables" actos de violencia que "ponen el riesgo" la seguridad de viajeros y empleados e "imposibilitan la prestación de los servicios mínimos".

"El derecho a la huelga para mejorar las buenas condiciones que ya tienen los trabajadores debe ser compatible con el derecho a la movilidad de los ciudadanos, y no es aceptable impedir los servicios mínimos a través de actos de vandalismo. La compañía seguirá denunciando estos ataques ante la Guardia Civil", aseguran.

Desde Irubus se "lamenta" los "perjuicios" que la nueva "ocasionará" a los viajeros y piden "disculpas por ello". Así, explican que la nueva convocatoria de paros se desarrollará de lunes a viernes, de 6.00 a 9.00 y de 18.00 a 21.00 horas, excepto los días 25 de diciembre y 1 de enero.

Explican así que se han decretado unos servicios mínimos de entre el 60 y el 35 por ciento, dependiendo de las líneas, cuyo detalle se puede consultar en la web https://www.alsa.es/nuestros-destinos/regionales/comunidad-de-madrid

"TODOS LOS ESFUERZOS POSIBLES"

Según la dirección de la compañía, en su "intento por terminar con este conflicto" han hecho "todos los esfuerzos posibles para llegar a un acuerdo". De este modo, explican que han tomado la "iniciativa" de convocar hasta seis mesas de negociación, donde ha realizado diversas propuestas de incrementos salariales a la plantilla, que "ya de por sí goza de muy buenas condiciones laborales, superiores a la media del sector".

"La representación de los trabajadores sigue inamovible en sus peticiones iniciales: unas subidas salariales desorbitadas e inasumibles para cualquier empresa que quiera tener viabilidad y futuro", han detallado.

A su juicio, "no está en manos" de Irubus "solucionar unilateralmente" la situación que "depende de una actitud abierta" al diálogo y una "negociación razonable", por lo que ha emplazado a los representantes de los trabajadores a trasladar a la "inminente negociación" del nuevo Convenio Colectivo de Madrid sus reivindicaciones salariales.

"La dirección de Irubus confía en que la representación de los trabajadores reflexione y reconsidere su decisión de radicalizar el conflicto con esta nueva huelga, que no aporta ninguna solución y no hace más que perjudicar a los viajeros. Asimismo, espera que vuelva a la negociación sobre bases razonables para alcanzar un acuerdo que permita volver a la normalidad en el menor tiempo posible", han concluido.