'Jueces para la Democracia' cree que la videovigilancia en taxis podría ser "conflictiva" por afectar a la privacidad

Actualizado 22/10/2007 20:46:46 CET

MADRID, 22 Oct. (EUROPA PRESS) -

'Jueces para la Democracia' advirtió hoy de que la instalación de cámaras de videovigilancia en los taxis "puede ser conflictiva" y jurídicamente "complicada" pues, si se generaliza, podría "afectar al derecho a la intimidad y a la propia imagen".

A raíz del compromiso adquirido por la Comunidad de Madrid de analizar la viabilidad de esta medida para proteger al sector del taxi, el portavoz de esta asociación, Jaime Tapia, dijo a Europa Press que este asunto debería ser objeto de "un estudio exhaustivo" sobre las ventajas e inconvenientes de la iniciativa y de una regulación detallada sobre, por ejemplo, el plazo de conservación de las grabaciones o el proceso de destrucción de las mismas.

A su juicio, no habría por qué "desdeñar" la idea, pero, antes de generalizarla, debería probarse con algunos taxis como experiencia piloto.

"DISCUTIBLE" PORQUE ES UN SERVICIO PÚBLICO

Tapia dijo que la videovigilancia en general "ya de por si genera conflictos entre el derecho a la privacidad y la seguridad", una "invasión en la esfera privada" que actualmente "está admitida más o menos por parte del ciudadano", admitió. No obstante, opinó que planteárselo en el taxi "es más discutible", por tratarse de ser un servicio público.

El portavoz de Jueces para la Democracia insistió en que, de forma general, su asociación defiende que "todas las invasiones, intromisiones o afectaciones a derechos fundamentales, como puede ser en este caso a la intimidad o a la propia imagen, debe tener una regulación jurídica concreta que impida abusos".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies