El juez antiterrorista marroquí interroga en Madrid a los islamistas que ayudaron a huir a Belhadj

Actualizado 02/07/2009 21:08:02 CET

MADRID, 2 Jul. (EUROPA PRESS) -

El juez antiterrorista de Marruecos, Abdelkader Chentouf, interrogó esta tarde en las dependencias de la Audiencia Nacional a tres de los islamistas que colaboraron en la huída de España del procesado por los atentados del 11 de marzo en Madrid, Mohamed Belhadj. Se trata de uno de los condenados por la masacre, Mohamed Larbi Ben Sellam, y los condenados en la conocida como 'Operación Tigris', Samir Tahtah y Kamal Akbar, informaron a Europa Press fuentes fiscales.

El magistrado, que les tomó declaración en calidad de testigos, se ha desplazado a España para completar, a través de los interrogatorios, la instrucción del procedimiento que se sigue en Marruecos contra Belhadj, detenido en mayo pasado en Siria y al que se juzgará en el Estado alauí por su supuesta vinculación con los atentados, informaron fuentes jurídicas.

Los tres islamistas están relacionados con una vivienda situada en la localidad catalana de Santa Coloma de Gramanet, en la que pudo refugiarse Belhadj antes de su huída y cumplen en la actualidad condenas de 9 años de prisión por un delito de integración en organización terrorista

Ben Sellan, Tahtah y Akbar colaboraron, a través del apoyo económico y logístico con otros de los huídos después del 11-M, como Mohamed Afalah, al que se considera muerto en Irak, como sucedía con el propio Belhadj antes de su detención.

El magistrado alauí contó en la Audiencia Nacional con la asistencia del fiscal asignado a las piezas aún pendientes del 11-M, Miguel Ángel Carballo. Su visita se produce después de que el juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco se desplazara el pasado lunes a Rabat para interrogar al imputado, al que dirigió más de un centenar de preguntas y mostró más de 130 fotografías relacionadas con la masacre.

Los interrogatorios se desarrollaron en el Juzgado Central de Instrucción número 6, en el que se instruyó el sumario del 11-M. El juez interrogó, además, a otras cuatro personas relacionadas con Belhadj, como el marroquí Omar Nachka.

HUELLAS Y MUESTRAS DE ADN

La comisión rogatoria internacional que Velasco dirigió en Marruecos estaba integrada por el fiscal Carballo y varios agentes del Cuerpo Nacional de Policía. Además del interrogatorio, los agentes tomaron huellas y muestras de ADN del acusado y le sometieron a una prueba caligráfica.

La intención del juez era la de cotejar los restos biológicos de Belhadj con los perfiles genéticos que se encontraron en el piso de la calle Carmen Martín Gaite de Leganés en el que los autores de la matanza se inmolaron el 3 de abril de 2004.

Sobre Belhadj pesaba una orden de detención internacional por haber alquilado el piso de Leganés en el que se suicidaron los terroristas de los atentados de Madrid. Sin embargo, huyó de España en 2004 y hasta ahora se barajaba la posibilidad de que podría haber muerto en un atentado suicida en Irak.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies