Lissavetzky denuncia la incertidumbre que atraviesan los Centros Madrid Salud y teme que se "desmantelen"

Lissavetzky
EUROPA PRESS
Publicado 09/04/2014 15:32:02CET

Exige a Botella que "aclare" qué va a pasar con estos centros, cuya existencia "apoya" el líder de los socialistas

MADRID, 9 Abr. (EUROPA PRESS) -

El portavoz del Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Madrid, Jaime Lissavetzky, ha denunciado este miércoles la situación que atraviesan los 16 Centros Madrid Salud (CMS), por cuyo futuro está "muy preocupado", debido a la incertidumbre que ha producido tras el "desmantelamiento" del centro del distrito de Salamanca y Retiro.

Lissavetzky ha explicado que no sabe "qué va a ocurrir" con estos centros municipales de salud --cuyo objetivo principal es "la prevención y la promoción de la salud" de los madrileños-- ante las supuestas "duplicidades" sobre las que se ha preguntado en algunos plenos y comisiones, sobre las que la alcaldesa de la capital, Ana Botella, aún no se ha pronunciado.

Según el portavoz de los socialistas en el Consistorio, se está viviendo un momento de "desmantelamiento" de los CMS, y ha hecho referencia al que se situaba en la Calle Gobernador, en el distrito de Retiro, y que daba servicio a más 220.000 vecinos de los distritos de Salamanca y Retiro.

Un centro que según Lissavetzky se suprimió para "demoler" el edificio y ubicar en su lugar "proyecto museístico con dinero privado". Algunos de los profesionales que trabajaban en este centro han sido trasladados al del distrito de Puente de Vallecas, que hoy ha visitado el edil socialista, quien ha insistido de nuevo en la "falta de definición" sobre la situación de los CMS.

Precisamente una de las vecinas del distrito de Retiro a las que ha afectado este traslado, Margarita Blasco, que se encontraba esta mañana en el CMS de Puente de Vallecas, ha tildado el cambio de "horrible". "El centro de Retiro estaba muy bien acondicionado y comunicado, no entiendo cómo han trasladado aquí a los trabajadores, que son los más perjudicados, y a nosotros", se ha quejado.

Desde el Ayuntamiento de Madrid explicaron en su momento que los trabajadores del centro, unos 20, han decidido tras ser consultados irse al centro de Madrid Salud más cercano, el de Puente de Vallecas, según apuntaron fuentes municipales.

Aparte, subrayaron la cercanía de esta instalación para la población del distrito de Retiro y enfatizaron que en la sede del Centro de Madrid Salud Retiro sólo se desplegaba el 30 por ciento de la actividad, dado que el otro 70 por ciento se realizan en locales externos "y se va a seguir realizando". Por tanto, consideran que el traslado no va a afectar a los ciudadanos.

Por todo esto, el líder de los socialistas municipales ha reclamado a la alcaldesa que "aclare" qué va a pasar con los CMS, un modelo que los socialistas madrileños "apoyan" y creen que "tiene que seguir". Por ello, ha exigido a Botella que "impida" el "desmantelamiento" que están sufriendo, y que afecta tanto a los vecinos como a los trabajadores.

FALTA DE ATENCIÓN ESPECIALIZADA PARA LOS JÓVENES DE LA CAPITAL

Por otra parte, Lissavetzky ha hablado de la situación de los jóvenes madrileños, un colectivo que según él necesita una atención especializada, sobre todo en determinadas zonas, como la de Puente de Vallecas, donde el índice de fecundidad de los jóvenes "es mucho mayor que la media de Madrid". "Queremos reforzar todos los aspectos que tienen que ver, entre otras cosas, con la educación sexual y reproductiva de cara a los jóvenes para evitar embarazos no deseados o no previstos", ha señalado.

En este sentido, el secretario general de Juventudes Socialistas de Madrid, Plácido Vázquez, ha denunciado la falta de Centros Jóvenes en la capital. "Hay un Centro Joven para 700.000 jóvenes y la Organización Mundial de la Salud establece que tiene que haber uno por cada 100.000, algo falla", ha criticado.

Vázquez ha pedido a la alcaldesa --a la que ha acusado de "hacinar jóvenes" y establecer un "modelo de egoísmo"-- que establezca "al menos" dos Centros Jóvenes en Madrid, aunque bajo su punto de vista, "lo lógico sería establecer siete". Además, ha reclamado "atención sanitaria de calidad y todos los días de la semana" para estos 700.000 jóvenes que viven en los diferentes distritos de la capital.

Lissavetzky ha estado acompañado en su visita por el portavoz adjunto del Grupo Socialista en el Ayuntamiento, Diego Cruz; y por el portavoz del distrito de Puente de Vallecas, Pablo García-Rojo, entre otros.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies