Los madrileños consumirán más de tres millones y medio de torrijas en estos días, según la Asociación de Pastelería

Torrijas Semana Santa
EP
Actualizado 02/04/2010 14:43:20 CET

MADRID, 2 Abr. (EUROPA PRESS) -

La torrija es el postre preferido de los madrileños para endulzar las vacaciones de Semana Santa, por delante de la mona de pascua y del hornazo, según manifestó Esteban Fernández, miembro de la Asociación Empresarial de Pastelería Artesana de Madrid, que calculó que en estos días festivos se venderán más de 3 millones y medio de unidades de torrijas.

"Entre las 1.000 pastelerías que conforman la Asociación Empresarial de Pastelería Artesana de Madrid calculo que se comercializarán más de 3,6 millones torrijas", aseguró Fernández, tesorero de este colectivo y propietario de la pastelería 'Vall Olid', ubicada en el barrio Prosperidad desde el año 1923.

Este pastelero explicó que en su comercio comenzaron hace dos semanas a cocinar torrijas por la alta demanda de este postre. "La mayoría de clientes viene a la pastelería a comprar sus torrijas la semana del jueves y viernes santo, pero nosotros llevamos cocinándolas desde hace 14 días para que no se nos acumule el trabajo", expresó Fernández.

Además, manifestó que este periodo de recesión económica no ha perjudicado las ventas de este postre típico de Semana Santa. "Aunque estemos en crisis, la gente quiere darse un capricho durante estas vacaciones, ya que las torrijas están muy ricas y no son caras", apuntó.

"Ahora, para la gente es más cómodo comprar las torrijas ya hechas", señaló el pastelero. "Este postre se solía cocinar en casa, pero a partir de la década de los 50 la mujer comenzó a incorporarse en el mercado laboral, por lo que la mayoría de familias optó por comprarlas en pastelerías", explicó.

Asimismo, señaló que se espera un incremento en las ventas con respecto a 2009. "La previsión para este año es más favorable que el anterior, año en el que el mal tiempo nos perjudicó", explicó este confitero, que ejerce esta profesión desde 1950.

Fernández definió la torrija como un "postre divino" por su antigua tradición. "Se conoce de la existencia de las torrijas por manuscritos de conventos de monjas y frailes de la Edad Media". Además, reconoció que este dulce está muy extendido en el país, pero insistió en que es típico de Madrid y también de Sevilla.

Este pastelero también hizo referencia a otros productos típicos de Semana Santa. "En la capital no hay tanta tradición en la preparación de las monas de pascua como en Cataluña, donde se pone gran esmero en la elaboración de este postre de chocolate", explicó.

Respecto a los pestiños, Fernández indicó que algunos madrileños también optan por este postre, pero que su consumo será mucho menor que el de las torrijas. "Los madrileños prefieren las torrijas", insistió.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies