El Museo de los Orígenes acoge una muestra de la historia de la ciudad desde la Prehistoria hasta la Edad Moderna

 

El Museo de los Orígenes acoge una muestra de la historia de la ciudad desde la Prehistoria hasta la Edad Moderna

Actualizado 02/07/2009 20:38:03 CET

MADRID, 2 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Museo de los Orígenes, con el fin de mantener el acceso al público de parte de sus instalaciones durante el transcurso de las obras, ha preparado la exposición Orígenes de Madrid que muestra la historia de la ciudad desde la Prehistoria hasta la Edad Moderna, apoyándose en las colecciones del propio museo junto con paneles, audiovisuales y materiales didácticos, informó hoy el Ayuntanmiento de Madrid.

La directora general de Archivos, Museos y Bibliotecas, Belén Martínez, presentó esta mañana esta muestra que, a través de un total de 153 piezas, recorre en cuatro apartados los orígenes y el desarrollo de la villa.

En primer lugar, hay una zona dedicada a los primeros habitantes del valle. En esta parte se presentan restos de 500.000 hasta 15.000 años de antigüedad. En este apartado se incluyen las herramientas utilizadas para trabajar y cazar.

Destacan los restos del primer hombre fósil encontrado en Madrid en los años 20 del siglo pasado. Se trata de un molar de un niño de hace unos 150.000 años que podría ser de la especie heidelbergensis, o de neandertal.

El segundo apartado se centra en el desarrollo de las sociedades agrarias El avance en el control de medio natural originó hace 7.400 años un proceso de sedentarización ligado a la domesticación de animales y a la aparición de la agricultura.

En esta sala se muestran los avances tecnológicos logrados con el descubrimiento de la cerámica, lo que supuso un cambio sustancial en la dieta alimenticia, la aparición de la metalurgia, la vida en los poblados y la compleja organización social y de creencias religiosas manifestadas en los rituales funerarios.

Destacan los restos de un poblado de la Edad del Bronce que estaba situado en los terrenos del hospital 12 de Octubre y los ricos ajuares funerarios.

El tercer apartado recoge el Madrid romano y el fin de la Antigüedad. Se exponen aquí los restos de la villa romana de Villaverde Bajo en la que se alcanzó un grado de refinamiento notable a juzgar por los mosaicos y pinturas, las esculturas y los delicados vidrios.

Igualmente se exhiben restos de un cementerio visigodo que ilustran la aportación de estos nuevos habitantes, llegados en escaso número y que reocuparon algunos de los antiguos asentamientos romanos.

La última sala se centra en la fundación de Madrid en el siglo IX por los musulmanes, el desarrollo de la ciudad durante la Edad Media que fue rodeada por sucesivas murallas islámicas y cristianas y el gran crecimiento que experimentó la villa desde la instalación de la Corte en ella que la convirtió en capital de un imperio universal. Destacan las magníficas piezas de alfarería y de instrumentales quirúrgicos islámicos, elementos de vajilla y cristalería cristianos y restos del antiguo alcázar.

Como cierre de la exposición, que permanecerá abierta al público hasta que finalicen las obras del Museo, se muestra la gran maqueta de Madrid en el siglo XVII basada en el espléndido plano de Pedro de Texeira, de 1656.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies