Once detenidos de una organización que robó más de 4.700 móviles valorados en 500.000 euros

Robo
POLICÍA NACIONAL
Publicado 02/02/2018 11:27:58CET

MADRID, 2 Feb. (EUROPA PRESS) -

Agentes de la Policía Nacional y de la Guardia Civil han detenido a once personas en Madrid y Málaga pertenecientes a una organización criminal acusada de haber robado más de 4.700 terminales móviles valorados en 500.000 euros.

En el marco de la operación 'Cansino-Espolecnik 2', han desarticulado en las dos provincias a esta organización criminal dedicada a robos con fuerza en naves industriales, según ha informado el Ministerio de Interior en una nota conjunta de ambos cuerpos. Tras la comisión de los robos, principalmente de terminales telefónicos, relojes y artículos de lujo, los ahora detenidos ponían a la venta los efectos a un precio inferior al de mercado.

Entre los hechos esclarecidos se encuentra la sustracción la
madrugada del 25 al 26 de noviembre del pasado año, en una nave
industrial del Polígono Guadalhorce de Málaga, de 4.700 terminales
móviles nuevos valorados en 500.000 euros, así como una caja fuerte
conteniendo 12.000 euros.

Para la comisión del citado ilícito penal se utilizaron, según las pesquisas, una furgoneta que había sido sustraída en un establecimiento de compra-venta de vehículos de Coín (Málaga). En este establecimiento se sustrajeron tres furgonetas y un turismo.

A partir de estos hechos se creo un grupo de trabajo conjunto entre
agentes de la Policía Nacional y de la Guardia Civil. La primera fase de explotación de la operación tuvo lugar el pasado 5 de diciembre en Torrejón de Ardoz, cuando el grupo criminal pretendía vender supuestamente parte de la mercancía sustraída en Málaga, procediendo a la detención de cinco personas.

En una segunda fase, tras identificar a los supuestos responsables de
los robos, se procedió a la detención de otras cinco personas en Madrid
y Málaga. Se realizaron seis registros en las localidades de San
Sebastián de los Reyes, Mijas y Marbella (Málaga), donde se
intervinieron varios equipos completos de oxicorte con lanza térmica,
equipos de transmisiones, kits para la extracción de bombines,
inhibidores para alarmas y efectos de un robo perpetrado en el mes de
julio de 2017 en Guadiaro (Cádiz).

En la tercera y última fase de la investigación, llevada a cabo a finales del mes de diciembre, se realizó un registro en una casa de campo en la localidad de Chinchón, donde se detuvo a otra persona
acusada de un delito de receptación.

Los investigadores también atribuyen a los integrantes de la
organización un robo frustrado en las oficinas de un club de fútbol
marbellí y otro consumado en una nave industrial que almacenaba
relojes en Cornellá (Barcelona).

En la operación se han detenido a 11 personas por delitos de
pertenencia a organización criminal, robo con fuerza y receptación, de las cuales diez han ingresado en prisión por orden judicial.

Asimismo se han realizado nueve registros domiciliarios en localidades de Málaga y Madrid, interviniéndose unos 100.000 euros en metálico, 526 terminales móviles, 513 relojes, más de 200 gafas de sol y
alrededor de 80 bolsos y carteras de una conocida firma de lujo
española, valorados en unos 900.000 euros, así como material para
cometer robos. De igual manera se han recuperado cinco vehículos
sustraídos.

La investigación ha sido llevada a cabo por agentes pertenecientes al
Equipo de Policía Judicial de Coín (Málaga), a la Unidad Orgánica de
Policía Judicial de la Comandancia de la Guardia Civil de Málaga, a la
Brigada Provincial de Policía Judicial de la Comisaría Provincial de
Málaga y a la Jefatura Superior de Policía de Madrid.